Cocina

La valoración media de 4 personas es: Muy buena

Risotto con fresas

Risotto con fresas


Estamos en temporada de fresas, esta deliciosa fruta con tantas posibilidades culinarias, tanto dulces como saladas.

Es cierto que siempre asociamos las fresas a recetas dulces, pero la verdad es que las fresas se pueden incluir en muchas recetas saladas, con un resultado muy rico también. Por ejemplo en ensaladas, gazpachos, o en un risotto, que es la receta de hoy.

Como ya sabes, el risotto es una receta típica italiana a base de arroz, que se elabora agregando progresivamente el caldo de cocción. Se agregan un par de cacillos de caldo hirviendo, y cuando se ha absorbido, se agregan otros dos. Así hasta que el arroz esté tierno.

Además el risotto casa perfectamente con casi cualquier ingrediente, por lo que las posibilidades son muy amplias.

Así que en esta ocasión he preparado un risotto con una de mis frutas favorita, la fresa.

Primero te dejo la receta en vídeo, que también puedes ver en mi canal de youtube, al que me haría mucha ilusión que te suscribas :)

Después tienes la receta escrita.


Ingredientes para 2 personas:

- 200 g. de arroz
- 1/2 cebolla
- 50 ml. de vino blanco
- 25 g. de queso parmesano
- 200 g. de fresas
- 750 ml. de caldo de verduras, preferiblemente casero.

Elaboración:

Lo primero que tenemos que preparar es el caldo de verduras. Para ello ponemos a cocer un litro de agua con media cebolla, medio puerro, dos zanahorias, una o dos patatas, dependiendo del tamaño, y sal. Todos los ingredientes pelados, lavados, y cortados en trozos grandes. Dejaremos cocer durante 30 minutos. Colamos y reservamos.

Comenzamos con el risotto. Pelamos, lavamos y cortamos finamente la media cebolla.

Lavamos las fresas, les quitamos las hojitas, y troceamos.

Ponemos a calentar una cacerola o sartén honda, con la base cubierta de aceite de oliva.

Cuando el aceite esté caliente, agregamos la cebolla picada y rehogamos unos minutos.

Una vez que la cebolla esté tierna y transparente, apartamos unas dos fresas troceadas y el resto lo incorporamos a la sartén. Removemos y salteamos durante cinco minutos.

A continuación añadimos el arroz y mezclamos.

Vertemos el vino blanco, y rehogamos durante un minuto.

Ahora empezamos a verter el caldo de verduras, que debe estar hirviendo o muy caliente, para que no se detenga la cocción.

Vertemos dos cacillos de caldo, removemos, y cuando se haya absorbido, vertemos otros dos. Y así hasta que comprobemos que el arroz está tierno.

Un par de minutos antes de finalizar la cocción, agregamos las fresas que habíamos apartado, y removemos suavemente.

Retiramos el risotto del fuego, rallamos por encima el queso parmesano, mezclamos y rectificamos el punto de sal si fuera necesario.

Cubrimos con un paño limpio y dejamos reposar 2 minutos antes de servir.

Servimos con un poco de parmesano rallado por encima, y un cuarto de fresa.




Espero que te haya gustado mucho esta receta con la que participo en el III Concurso de Fresas de Europa.

Si te gustan los risottos no te pierdas este risotto de calabaza con queso de cabra.

¡¡Y no te olvides de compartir!!

¡¡Gracias!!

Fuente: este post proviene de Pasión por la repostería y mucho más..., donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos