comunidades

Tarta Adikosh de números y letras

Este mes nos toca celebrar el sexto aniversario del desafío. Y todo aniversario como Dios manda se celebra con una tarta. Y no con una tarta cualquiera, con una tarta de letras y números: la tarta que está de moda y es tendencia en las redes sociales. También es conocida como tarta Adikosh porque es esta chica israelí, @adikosch123, la que la ha puesto de moda.
Aunque pueda parecer lo contrario, no es una receta muy complicada y queda super vistosa. Sólo hay que tener un poco de buen gusto a la hora de combinar la decoración. Se pueden usar frutos rojos como fresas o frambuesas, macarons, chocolate, flores naturales...echad un ojo por internet.
Además no hace falta ningún molde ni cortador especial. Sólo hay que sacar una plantilla en papel o cartón de los números o letras que queráis hacer (también he visto gente que hace otras formas como corazones)



Aunque la receta original se hace con una pasta sablée, hay multitud de variantes, con base de biscocho de galletas de vainilla... yo he optado por una pasta de almendras y un relleno de lemon curd y merengue. Si, básicamente es una lemon pie (Aka pastel de merengue y limón) con ur formato más bonito. Aquí tenéis los ingredientes para una tarta de dos pisos y de tamaño folioIngrendientes

Base

300g de harina
170g de azúcar glas
50 g de harina de almendra
140 g de mantequilla
2 yemas
2cucharadas de agua
1 cucharadita de sal
Lemon curd

115g de mantequilla
200g de azúcar
100 ml de zumo de limón (2 o 3 limones)
Ralladura de un limón
2 yemas
2 huevos enteros
1 cucharadita de sal
Merengue

3 claras de huevo

180 gr de azúcarDecoración

Fresas

Frambuesas

Bombones

Flores frescas





En primer lugar hacemos la base de la tarta. Mezclamos la harina con la harina de almendras, el azúcar, la sal y la mantequilla hasta tener una textura arenosa. Por último añadimos las yemas de huevo y el agua y removemos bien hasta tener una masa homogénea.


Hacemos una bola, la cubrimos con film transparente y la dejamos refrigerar unos 30 minutos. Estiramos la masa con un rodillo hasta que tenga un grosor de unos 4 mm. Yo utilizo unos listones de madera como guía. Volvemos a refrigerar otros 15 minutos para que la masa esté fría y no se deforme al hornear.
Cortamos la masa con nuestras letras o números, que previamente habremos impreso en una hoja o cartón. Como podéis ver en las fotos, se puede usar un folio, pero la grasa de la masa lo deja para tirar en un par de usos (suficiente para hacer la tarta). Utilizar y un cuchillo de punta y bien afilado para que los bordes queden lo menos dentados posible. Yo he utilizado los que ha sobrado de la masa para hacer mini galletas en forma de corazón y mariposa, que he utilizado luego para decorar. Los cortadores que he utilizado son de fondant, por eso son tan txikis.


Precalentamos el horno a 180º y horneamos unos 10 o 15 minutos, hasta que la base este ligeramente dorada. Dejamos enfriar con mucho cuidado, ya que tal que la sacamos del horno, la base está bastante blanda y se puede romper.
A continuación haremos el lemon curd. Calentamos en un cazo al baño maría el azúcar con la mantequilla, la sal y la ralladura de limón hasta que se deshaga. Incorporamos el zumo de limón, las yemas y los huevos y removemos constantemente con el fuego medio unos 10 minutos, hasta que la mezcla espese un poco. La dejamos enfriar hasta que esté a temperatura ambiente. Para mi gusto está más buena de un día para otro. Eso si, mejor guardarla en la nevera.


Por último el merengue. Yo he hecho un merengue suizo porque es el que me resulta más sencillo de hacer. Solamente hay que calentar las claras y el azúcar en un cazo al baño maría hasta que el azúcar se disuelva totalmente. Retiramos del fuego y dejamos templar. Montamos a punto de nieve con ayuda de unas varillas eléctricas.
Ya tenemos todo lo necesario para nuestra tarta, ya sólo queda montarla. Vamos a utilizar una manga con boquilla redonda para decorar con el merengue.
Primero ponemos la base de galleta sobre una base de cartón. Yo utilicé un poco de merengue para pegarla y que no se moviera al decorar. Extendemos una capa generosa de lemon curd.


Decoramos con el merengue haciendo montoncitos, uno al lado del otro hasta cubrir toda la base. Colocamos encima la otra base de galleta y repetimos el proceso: lemon curd y merengue.


Ya sólo queda decorar. Yo he utilizado fresas, frambuesas, bombones, las mini galletas y pensamientos. Aunque los pensamientos no son tóxicos, yo he cubierto el tallo con papel de aluminio para que no estén en contacto con la tarta. Espero que la receta os haya gusta y os animéis a hacerla en casa. además de que queda super bonita está riquísima


Este mes la cita por los blogs del grupo es obligatoria. Seguro que hay auténticas maravillas de tartas


Fuente: este post proviene de Con las manos en la masa, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

La tarta de zanahoria es una de mis tartas favoritas, así que es de delito que hasta ahora no haya publicado esta receta. Esta es una entrada agridulce, ya que he decidido publicar esta entrada en un ...

Recomendamos