comunidades

Cómo hacer GRISINES fáciles CASEROS |

Los grisines, o sus primas hermanas las talitas, son unas galletas ideales para todo y no exageramos.
Desde pasar por el queso crema, huntarlas con manteca, picar con humus o probar la mermelada, perfectos para acompañar el mate o sumar a la picada esa que tanto nos gusta, solos o acompañados los grisines tienen un lugar en nuestra vida.
Hacer los grisines o talitas en casa es una pavada, son pocos ingredientes y solo necesitamos poco tiempo para servir y comer unos ricos grisines caseros, y esta receta te da una base para que puedas tener variantes saborizadas.
Salados, integrales o saborizados, los grisines o talitas son esas galletas que podes tener en un tarro siempre a mano para picotear o sumar a lo que vas a comer.
Es económica y rendidora, con lo que compras un paquete en el super, hacer 4 en casa.
Receta perfecta para hacer en familia, los mas chicos pueden ayudar y sumarse a la cocina sin riesgo. Desayuno, almuerzos, meriendas, cenas y picadas (siempre picadas) estos grisines llegaron para quedarse.

Ingredientes
Harina 000, 500gr
Sal, 1 cucharadita
Levadura fresca 15 gr, seca 7 gr
Aceite de oliva (o el que tengas), 4 cucharadas soperas generosas
Agua tibia, 200 gramos (si, la pesamos) o 200 cc

Paso a paso
En un recipiente colocamos la harina, por los bordes la sal y en el medio la levadura, el aceite y el agua, mezclamos y cuando ya esta integrado comenzamos a meter mano para formar un bollo, quedará rústico. En este momento volcamos la masa sobre la mesada y amasamos entre 10 y 15 minutos, tapamos y dejamos descansar por 30 a 40 minutos. Pasado este tiempo, degasificamos la masa, floreamos la mesada con harina y estiramos con ayuda de un palo de amasar. El grosor debe de ser de medio centímetro. Emparejamos los bordes y cortamos tiritas de un centímetro de ancho, a esas mismas las cortamos al medio. Mientras prendemos el horno para precalentar al máximo. Acomodamos las talitas – grisines sobre una placa y antes de llevar a cocinar, pisamos las puntas. Llevamos a un horno de 170 grados a cocinar por 15 a 20 minutos, pasado este tiempo apagamos el horno y dejamos los grisines adentro así se secan y quedan bien crocantes. Con la masa extra solo le sumamos tomillo, la estiramos y cortamos de la misma manera y hacemos una variedad saborizada. Esto mismo lo podes hacer con cualquier otra especia.

Fuente: este post proviene de Tenedor Libre, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos