comunidades

Piruletas de Queso



Estas piruletas de queso son ideales para una comida o una cena de picoteo. Además son tan fáciles de hacer que hasta me da cosa poner el paso a paso... jajaja. Hace un montón que las vi por primera vez por internet (ya ni me acuerdo dónde, creo que en algún foro de cocina), y aprovechando que el domingo pasado tenía tiempo y queso rallado, me puse a hacerlas. Las hice de pipas, de tomillo, de orégano, y también, para probar, hice una con especias para barbacoa y otra con pimentón picante. 

La de barbacoa salió demasiado salada, y la de pimentón picante no nos gustó. Las que hice con pipas, tomillo y orégano salieron muy bien. La próxima vez las repetiré, pero experimentaré con otros ingredientes a ver qué sale.

Os dejo con el paso a paso :)

Ingredientes (La cantidad depende de cuántas piruletas hagáis):

Queso rallado (el que más os guste)
Pipas peladas
Tomillo
OréganoPreparación:

Precalentar el horno a 170º. Poner en una bandeja para horno una lámina de papel para hornear. Poner un montoncito de pipas peladas (Esta será la parte de abajo, que también tendrá pipas)



Repetir la operación para cada una de las piruletas de pipas que vayáis a hacer. Aseguraos de separar un poco los montoncitos.



Poner sobre las pipas peladas el queso rallado, formando un círculo.



Repetir la operación para todas las piruletas



Poner un palito para pinchitos sobre el queso.



Repetir la operación con el resto de piruletas.



Poner un poquito de queso rallado para que tape el palito. De esta forma el palito quedará en medio del queso y no se despegará de la piruleta.



Repetir para el resto de piruletas



Poner unas cuantas pipas peladas por encima. Así las piruletas tendrán pipas por las dos caras.



Repetir la operación para todas las piruletas de pipas



Hacer exactamente lo mismo para las pipas con el resto de ingredientes. Estas son de orégano:

Primero la parte de abajo





Luego se añade el queso rallado formando un círculo sobre el orégano



Poner los palitos de pinchitos



Cubrir los palitos con un poquito de queso para que no se despeguen



Por último, esparcir un poco de orégano encima del queso.



Y esta es de tomillo:



Hornear hasta que el queso se haya derretido y las piruletas estén doradas. El tiempo de horneado puede variar en cada caso. Vigilad que no se quemen.

Aquí una vez horneadas las piruletas. Para despegarlas del papel de hornear tendremos que esperar a que se hayan enfriado. De lo contrario, se romperán.





Y aquí, una vez frías. ¡Buen provecho!





Fuente: este post proviene de El blog de Eloweyn, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

¡Parece mentira que nunca hubiese hecho una coca de San Juan con lo fácil que es! No me había planteado hacerla porque pensaba que sería demasiado complicado... hasta la semana pasada, que me apunté a ...

Esta tarta de filipinos está de muerte lenta. No hace falta que os lo diga, porque nada más ver la pinta que tiene, entran ganas de zampársela de un bocado... jajaja. La receta original es de Bea Cano ...

Hace tiempo que quería hacer mariposas de chocolate para adornar algún bizcocho o pastel. El otro día se presentó la ocasión, y ya que estamos, os voy a enseñar cómo hacer mariposas de chocolate. No ...

Recomendamos