comunidades

Mini tartaletas de naranja confitada y frutos secos

Este es otro postre, muy sencillo de preparar y delicioso.

Podéis dejarlo hecho, de un día para otro; además, si tenéis visitas, quedaréis de maravilla.

Ingredientes (14 minis)

1/2 lámina de hojaldre

3 cucharadas soperas de cabello de ángel

Avellanas enteras (cantidad al gusto)

1/2 vaso de agua (125ml)

1 naranja (solo la piel, sin lo blanco)

4 cucharadas soperas de azúcar

1 huevo batido

6 hojas de gelatina neutra (10g) (para dar baño de brillo)

50ml de agua tibia para deshacer la gelatina (para dar baño de brillo)
Preparación

Empezaremos precalentando el horno a 180º.

Mientras tanto, pondremos al fuego un cazo con el medio vaso de agua, el azúcar y la piel de naranja, previamente cortada en juliana.



Removeremos y dejaremos que la piel de naranja se caramelice. Cuando la tengamos caramelizada, la retiraremos y reservaremos por un lado la naranja y el almíbar por otro.

Con la ayuda de una taza de café, cortaremos los discos del hojaldre.

Pondremos papel de horno en la bandeja del horno e iremos poniendo los discos.

Con la ayuda de un pincel, los pintaremos con el huevo batido.



Repartiremos el cabello de ángel, la piel de naranja confitada y las avellanas.

Llevaremos la bandeja al horno y lo dejaremos cocer, durante aproximadamente 10 minutos. Os recordamos, que el tiempo y la temperatura, siempre dependerá de vuestro horno, por lo que deberéis ir controlándolo.

Mientras se van cociendo, prepararemos el baño de brillo, para que queden con un aspecto, aún más apetitoso.

Para hacerlo, pondremos a hidratar las hojas de gelatina en los 50ml de agua tibia. Iremos removiendo, para ayudar a que se deshagan.

Incorporaremos el almíbar resultante de confitar la naranja, que habíamos reservado anteriormente, a la gelatina y removeremos bien.



Cuando estén doradas, las retiraremos del horno y las pincelaremos con el preparado del brillo.

Las dejaremos enfriar y pasadas unas horas, aproximadamente, ya las tendremos preparadas para servir.

Nota: Si nos sobra baño de brillo, lo podremos guardar en un frasco de vidrio en la nevera.

Como comprobaréis, se quedará sólido.

En el momento que lo necesitemos, solo deberemos sacar la parte que necesitemos.

Lo pondremos al fuego unos segundos, con unas gotitas de agua, removeremos y ya lo tendremos listo para usar.



Fuente: este post proviene de La maleta de Maggie, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

En el post de hoy, te muestro cómo preparar fácilmente una deliciosa y sabrosa Mousse de Mango, perfecta para estos días tan calurosos. En una receta muy sencilla, elaborada con nata y gelatina, esto ...

En el post de hoy, os traigo cómo preparar unas riquísimas galletas de sémola con pasas, que seguro os sorprenderán por su textura y su sabor, ya que quedan de rechupete. Con muy pocos ingredientes y ...

Si estás en este post, es porque te interesa saber cómo hacer cebolla caramelizada.  Preparar cebolla caramelizada es muy fácil, con muy pocos ingredientes podemos conseguir una receta fantástica para ...

En este post, te voy a mostrar cómo preparar un delicioso guacamole sin tomate, fabuloso como tapa o entrante saludable. La receta original de tomate, contiene: aguacate, lima, tomate, cebolla, chil ...

Recomendamos