comunidades

Tarta fría de galleta

tarta fría de g


ata

¡Menuda ola de calor! ¿Cómo lo lleváis? Nosotras intentando estar lo más fresquitas posible. ¡Y sí! ¡Hemos puesto un pie en la cocina! Porque ni el calor nos roba las ganas de dulce... Así que nos hemos uesto el delantal para preparar esta tarta fría con la que pasar mucho más fresquitos esta canícula. Y como se prepara en un santiamén, pues hasta la podéis preparar entre chapuzón y chapuzón. ¿Le hacéis un huequito en la nevera?

¿Qué necesito?

galletas chiquilín
250 gr de chocolate con leche para repostería
450 ml de nata (crema de leche) líquida
2 cucharadas de azúcar
200 gr de queso mascarpone

¿Cómo lo hago?

Separamos 200 ml de nata (crema de leche) líquida y los reservamos en la nevera para que está muy fría en el momento de montarla. Podemos introducir también en el frigorífico las varillas con las que vayamos a montar la nata (crema de leche).

Mientras tanto vamos a preparar la ganche de chocolate. Llevamos los 250 ml de nata (crema de leche) restantes a ebullicion en un cazo. Cuando hierva la nata (crema de leche) retiramos el cazo del fuego y añadimos el chocolate en pedazos. Removemos bien con unas varillas hasta que se funda completamente el chocolate y consigamos una buena ganache. Reservamos.



Montamos la nata (crema de leche) líquida junto con el azúcar y el mascarpone con ayuda de unas varillas eléctricas hasta conseguir una chantilly firme. Ahora toca el montaje de la tarta.


Forramos un molde de cake con papel film, dejando el suficiente por los lados para luego poder cerrar la tarta. Recubrimos con la chantilly el fonde y las paredes del molde, con una capa bastant gruesa hasta agotar la chantily. Colocamos una primera capa de galletas en la base, sobre la chantilly, sin presionar, solo dejándolas caer encima y sin pegarlas alos bordes. Cubrimos las galletas con una primera capa de ganache de chocolate y así sucesivamente tres capas (o hasta agotar los ingredientes), finalizando la última capa con una de galleta, que será la base. Cubrimos con el papel film y dejamos reposar en la nevera mínimo 6 horas y preferiblemente toda una noche.



Transcurrido el tiempo de reposo en la nevera, desmoldamos con cuidado la tarta, retiramos el papel film y decoramos al gusto.



¿Qué más necesito saber?

Se puede sustituir el queso mascarpone por queso philadelphia, pero el gusto será un pelín menos dulce.

Nosotras hemos usado chiquilín, pero podéis sustituirlas por cualquier otra galleta. Incluso por algún tipo de galletas finitas y la presentación de las capas al corte os quedará muy chula.

Fuente: este post proviene de Vuelta y vuelta, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Zamburiñas en salsa. La Navidad se acerca y la verdad es que yo estoy encantada. Disfruto un montón de estas fechas y, por supuesto, también de los platos especiales que preparamos para todas las comi ...

Tarta de manzana y queso de cabra. Hoy traigo una de esas recetas que cuando la haces una vez, no puedes dejar de prepararla, y es que te va a salvar la vida en más de una ocasión. ¿Por qué? os pregun ...

Pan de calabaza y nueces. Aunque en Galicia este año el frío parece que se resiste a llegar, el otoño es la época perfecta para disfrutar de la cocina ya que nos trae un montón de alimentos buenísimos ...

Medallones de queso con membrillo. El otoño llega con un montón de delicias bajo el brazo como setas, calabazas y, por supuesto membrillos. Con esta fruta creamos uno de los dulces más buenos que hay ...

Etiquetas: La cosa más dulce

Recomendamos