Con texturas y sabores Idea guardada 3 veces
La valoración media de 1 personas es: Excelente

Terminología en Repostería

ABECEDARIO
En esta entrada trataremos más 200 términos y definiciones culinarias en repostería y pastelería.

Básicamente son técnicas culinarias, expresiones o definiciones… que encontraremos en los post del blog.

Desde que comencé con el primer blog de cocina, tenia pendiente crear un post dedicado exclusivamente a los términos que se usa en la cocina…

Aquí dejo cada una de las palabras y su significado en repostería básica.

ABLANDAR: trabajar y poner blanda una grasa u otro producto o elaboración a mano o con rodillo para darle una consistencia menos firme; es sinónimo de empomar cuando se aplica a una grasa.

ABOCADO: vino ni seco ni dulce, pero agradable por su suavidad, se utiliza para aromatizar las roscas de vino.

ABRILLANTAR: dar brillo a diferentes elaboraciones, a base de mermeladas, gelatinas o
huevo, en el caso de piezas para hornear, pero también se pueden abrillantar piezas elaboradas, como los croissants, pasteles, etc.

ABRIRSE: expansión que sufre una incisión decorativa hecha en una pieza hojaldrada o de pan por efecto de la fermentación o cocción.

ACARAMELAR: acción de cubrir total o parcialmente una elaboración con caramelo de baño.

ACANALAR: con una herramienta especial, recortar láminas de la piel de las naranjas o limones, con una finalidad decorativa.

ACEITAR: untar o aplicar una fina película de aceite sobre cualquier superficie para evitar la adherencia. Actualmente se emplea el término “engrasar” lo cual implica la utilización de cualquier tipo de grasa.

ACEITOSO/A.: pasta de almendra, mazapán o praliné que, por exceso de trabajo suelta parte de su aceite; igualmente se le aplica a una masa fermentada que, por exceso de calor en la fermentación, suelta la grasa.

ACORTEZARSE: se dice de una masa o crema que, por estar una parte en contacto con el aire, acaba secándose, formando una costra en la superficie.

ADECENTAR: limpiar o asear una mesa de trabajo, una máquina, una nevera, una pieza
realizada, etc.

AFLOJAR: se dice generalmente de una masa que pierde sus cualidades plásticas, se ablanda de una manera anormal, durante o después del amasado, normalmente por exceso de trabajo.

AFRUTADO: vino con agradable sabor a fruta que se utiliza en parte, para aromatizar algunas elaboraciones de pastelería.

AGARRARSE: se dice generalmente, cuando una crema durante su cocción al fuego, se pega a la base del cazo.

AGITAR: remover una crema, salsa o mezcla, con ayuda de una espátula o un batidor para que se recupere su homogeneidad y evitar que se forme costra en la superficie.

ALIGERAR: volver más fluida una composición, por ejemplo una crema o un
preparado, añadiéndole un líquido, rebajando con leche una crema, etc.

ALISAR: alisar la superficie de una elaboración con ayuda de una paletina, para conseguir que ésta quede totalmente lisa.

ALCABOR: estancia o armario destinado a la fermentación natural o forzada de piezas de masas leudadas.

ALMÍBAR: solución de agua y azúcar a partes iguales llevado a ebullición.

AMALGAMAR: unir diferentes ingredientes a mano (amasar).

AMASAR: acción de mezclar o trabajar a mano o a máquina, diferentes ingredientes para obtener una masa homogénea.

APLASTAR: reducir el grosor de una masa mediante la acción de las manos o de un rodillo.

APRETAR: endurecer las claras de huevo montadas, batiéndolas tras la adición de azúcar; este término puede recibir otras acepciones aunque la citada es la más usual.

APROVECHAR: utilizar restos de otras elaboraciones para elaborar otros productos.

AROMATIZAR: introducir una sustancia aromática en un preparado (crema, nata (crema de leche), masa, salsa, etc.), para aportarle olor y sabor.

ARROPAR: tapar con un paño un preparado de levadura para facilitar su estufado o fermentado; también tapar un bloque de mantequilla con las puntas del empaste, en la elaboración del hojaldre.

ASAR: cocinar un género al horno, parrilla o sólo con grasa de forma que resulte dorado
exteriormente y jugoso en su interior.

ATEMPERAR: trabajar una cobertura de chocolate previamente fundida, que se coloca sobre una superficie de mármol, removiéndola con una rasqueta hasta que se enfríe y espese, sin llegar a solidificar, antes de que alcance su temperatura de utilización; el atemperado también se puede aplicar a otras materias primas como puedan ser las gelatinas.

AUMENTAR: se aplica este término a la acción de esponjar o meter aire cuando se bate, por ejemplo un bizcocho; también aumentan en el horno ciertas elaboraciones durante su cocción; aumentan de tamaño las masas leudadas durante su fermentación.

BAJAR: se dice que una elaboración se baja, cuando experimente una pérdida de volumen, después de haber subido, a causa de una caída brusca producida por exceso de temperatura, por un golpe, una mezcla excesiva o mala cocción.

BAÑAR: cubrir la superficie de un pastel o tarta, con cualquier tipo de baño, por ejemplo, chocolate, gelatina, fondant, etc.

BAÑO MARÍA.: método de cocción que consiste generalmente en un recipiente metálico con agua, donde se deposita una elaboración en moldada para su cocción, o simplemente para mantener caliente.

BATIDORA: máquina mecánica que sirve para batir o esponjar.

BATIDOR: utensilio metálico formado por varillas y un mango que sirve para batir manualmente. Este término no se usa actualmente.

BATIR: remover enérgicamente unos ingredientes en estado líquido para que pasen a
estado sólido o esponjoso (nata (crema de leche), huevos, etc.); cabe hacer una llamada de atención importante y es que el batir una materia prima no siempre implica su posterior montado.

BLANQUEAR: batir enérgicamente las yemas y el azúcar hasta que la mezcla adquiera consistencia cremosa y blanquecina; también se utiliza este término cuando se coloca un género en agua fría y se le lleva a ebullición durante unos instantes para quitarle las impurezas, mal sabor y color.

BOLEAR: dar vueltas a porciones de masa para aportarles forma redonda y lisa.

BOLLERÍA: nombre genérico que se le da a diversas elaboraciones de pastelería que se realizan para el desayuno o la merienda, generalmente masas fermentadas, pero no imprescindible, como por ejemplo: ensaimadas, croissants, magdalena, etc.

BOQUILLA: accesorio cónico de latón o plástico que se adapta a la manga pastelera, sirve para escudillar o decorar, pudiendo ser lisa o rizada y de diferentes tamaños.

CALAR: acción de bañar una elaboración con almíbar, generalmente bien con una brocha o sumergiendo la pieza.

CANDIDERA: caja metálica rectangular que, provista de una rejilla metálica, sirve habitualmente para bañar o escurrir.

CARAMELIZAR: vaciar caramelo en estado
líquido en un molde o flanera hasta que se cristalice.

CARAMELO: punto que alcanza el azúcar en almíbar a 148 ‘C.

CASCAR: romper y quitar la corteza o cáscara a los frutos secos y a los huevos.

CASTIGAR: agregar a un almíbar con punto, un ácido, como zumo de limón, crémor tártaro, glucosa o cualquier otro ácido comestible con la finalidad de que no se empanice.

CEPILLAR: con la ayuda de un cepillo o pincel, retirar el exceso de harina o azúcar de una porción de masa laminada, de una mesa de trabajo o de cualquier elaboración.

COBERTURA: chocolate rico en manteca de cacao que se utiliza en pastelería para elaborar, cubrir o envolver, diversas preparaciones.

COCER: denominación que se utiliza a la acción de transformar por la acción del calor, el gusto, el aroma y las propiedades de un género; esta denominación se utiliza para los distintos tipos de cocción (horno, fuego, baño maría, etc.).

COLAR: filtrar una elaboración cuya textura lo permita por medio de un chino o cedazo de tela metálica fina para evitar grumos o impurezas.

COLOREAR: dar color a una preparación mediante la adición de colorantes autorizados,
generalmente vegetales.

CONFITAR: introducir y cocer las frutas en un almíbar para conservarlas más tiempo o en un almíbar con más punto para conseguir frutas confitadas.

CONGELAR: proporcionar frío a temperaturas extremadamente bajas, para conservar o solidificar algún alimento o elaboración.

CORNET. Cucurucho de papel o plástico, a modo de pequeña manga que se utiliza para realizar decoraciones muy finas, escribir, realizar cenefas, etc.

CORREGIR: modificar una preparación para conseguir un resultado óptimo.

CORTAR: dícese de una crema o salsa, cuando se separan sus ingredientes, también a la acción de cortar una preparación con la ayuda de un cuchillo o sierra.

COULIS: salsa o mermelada de frutas u otras materias primas, de ligera consistencia.

CRIBAR: frotar un producto, mezcla o sustancia contra el fondo de una criba, para separar algunas partículas; por ejemplo las avellanas tostadas para quitarles la piel.

CRISTALIZAR: se le llama cristalizar al azúcar hervido con punto para escarchar cuando se enfría y forma cristales.

CROCANTI: preparado de pastelería, compuesto por azúcar y frutos secos tostados y semi caramelizados. Normalmente se utiliza triturándolo y convirtiéndolo en granillo para rebozar elaboraciones de pastelería.

CUAJAR: espesar por la acción del calor una preparación líquida en la que intervengan
ingredientes que faciliten su coagulación (huevos, fécula, etc.).

CUBRIR: tapar una elaboración por medio de una salsa, crema, gelatina, chocolate, etc.

CUERPO: se dice de una masa que tiene cuerpo, cuando presenta una estructura elástica, después de amasarla enérgicamente, se desarrolla el gluten para obtener unas buenas cualidades, elasticidad, tenacidad y cohesión.

D vitamina...
DECORAR: acción de embellecer una elaboración de pastelería por medio de manga o cornet; también con granillos, azúcar, frutas, etc.

DENTAR: recortar en forma de dientes redondeados el entorno de una elaboración
generalmente de hojaldre o paste brisa con la punta de un cuchillo.

DESARROLLAR: aumento del volumen de una preparación (masa, mezcla, etc.) por efecto de la fermentación o por el calor durante la cocción.

DESBARBAR: retirar los restos que suelen quedar después de un glaseado o caramelizado, o incluso de chocolate con ayuda de tijeras o cuchillo.

DESCASCARAR: retirar la cáscara que envuelve a los frutos secos; también, retirar la
cáscara a los huevos duros.

DESCORAZONAR: quitar el corazón de algunas frutas que contienen hueso o simientes por medio de un utensilio llamado descorazonador.

DESECAR: deshidratar una sustancia o preparación al fuego por evaporación, por ejemplo la pasta de petisú, se deseca antes de incorporar los huevos.

DESBARAZAR: desocupar el lugar donde se ha trabajado, colocando cada utensilio o herramienta en su lugar habitual.

DESHUESAR: retirar los huesos de ciertas frutas con ayuda de un deshuesador, cerezas,
aceitunas, ciruelas, etc.

DESMOLDAR: retirar con cuidado una preparación caliente o fría de un molde por ejemplo, bizcocho, quiche, torta, Mouse, etc.

DISOLVER: fundir ciertas materias en un líquido: por ejemplo, sal o azúcar en agua.

DOBLAR: acción de plegar una masa, por ejemplo el hojaldre.

DORAR: dar un ligero golpe de horno a una elaboración con la intención de que adquiera un leve y bonito color dorado.

ENCOLAR: añadir gelatina a un preparado líquido para que al enfriarse, tome cuerpo y brillo.

ENMOLDAR: verter en moldes ciertas elaboraciones para que tomen la forma del mismo;
por ejemplo, magdalenas, sabarinas, brioche, etc, también se utiliza para las cremas frías como perfectos, muses, etc.

ENREJAR: decorar una preparación con tiras de pasta formando un enrejado o rombos, o bien con la manga con cremas o mermeladas.

ENVOLVER: aplicado al hojaldre: se denomina a la acción de introducir la grasa en el interior de la masa, para envolverla y proceder al plegado del hojaldre.

EMBORRACHAR: calar o bañar una elaboración en almíbar aromatizado con algún licor.

EMBORRIZAR: rebozar cualquier elaboración con azúcar en grano.

EMPANAR: pasar un género por harina, huevo batido y pan rallado, para posteriormente freírlo.

EMPANIZAR: se denomina al almíbar que, por su defectuosa elaboración, se convierte en granillo blanquecino.

EMPAPAR: hacer penetrar bien un líquido en una elaboración para que presente un aspecto esponjoso, además de aportarle sabor; por ejemplo jarabe, alcohol, licor, etc.

EMPASTAR: similar a amasar, pero sin llegar a afinar la masa.

EMPLATAR: presentar una elaboración en un plato o fuente decorada y lista para ser consumida.

EMULSIONAR: se denomina así al batido de huevos o yemas, bien solos o mezclándolos con otros ingredientes como por ejemplo, azúcar, mantequilla, aceite, etc. (Capuchina, bizcochos, cakes, etc.); también se pueden emulsionar otros ingredientes o mezclas de ellos siempre que se introduzca aire mediante unas varillas.

ENCAMISAR: cubrir las paredes interiores de un molde con un género como pasta, bizcocho, etc, dejando un hueco central para rellenarlo de distinto sabor o color.

ENRIQUECER: agregar concentrado o esencia a una elaboración para acentuar su sabor.

ENFRIAR: instantáneamente, acción de congelar, enfriar o bajar la temperatura rápidamente en diversas elaboraciones con el fin de disponer de éstas de forma inmediata.

ENFONDAR: cubrir un molde con una masa.

ENFONDANAR: cubrir con fondant cualquier elaboración, principalmente repostería mini.

ENGRANILLAR: tapar los laterales o bordes de una tarta o pastel con granillo de almendra, crocante, fideo de azúcar o escamas de chocolate.

ENGRASAR: untar de mantequilla u otra grasa, el interior de un molde o recipiente.

ENHARINAR: pasar por harina un género o también espolvorear harina sobre la mesa de trabajo para amasar sobre ella y que no se peguen.

ENDURECER: dar más consistencia y solidez a una, elaboración, depositándola más o menos tiempo en una cámara de refrigeración para poder trabajarla mejor a la hora de glasearla o acabarla.

ESCALDAR: así se le denomina a las pastas que se preparan al fuego tales como el petisú, los churros, mazapán, etc., para eliminarle parte de la humedad mediante el escaldado.

ESCARCHAR: cubrir una elaboración con almíbar a 33 OC; pasado un tiempo sacarla y
escurrirla y, una vez fría, quedará cubierta de una fina capa de azúcar que parecerán cristales brillantes.

ESCUDILLAR: formar piezas o figuras con manga y boquilla, generalmente para hornear; este término es aplicable a muchas otras elaboraciones.

ESPOLVOREAR: cubrir la superficie de una elaboración con cacao en polvo, azúcar glasé u otros productos.

ESPUMAR: quitar las impurezas por medio de una espumadera, normalmente del azúcar en el almíbar.

ESTUFAR: acción de introducir una elaboración de masa de levadura para que, con la
acción del calor que produce la estufa, fermente antes de hornear o freír.

ESTIRAR: trabajar una masa con rodillo o laminadora para adelgazarla, conseguir mayor
rendimiento de un género al racionarlo.

EXPRIMIR: prensar frutas o frutos por extraer su jugo.

FARSA: mezcla compuesta de varios géneros pasados por un turmix, cútter, cedazo o tamiz.

FERMENTAR: acción de fermentar una masa de levadura entre el tiempo que comprende entre el formado y el horneado.

FILETEAR: cortar un género en lonchas o láminas, delgadas y alargadas.

FILTRAR: pasar un líquido o semilíquido, un jarabe por un chino, tamiz o papel de filtro, donde quedan las partidas sólidas en suspensión.

FLAMEAR: pasar por una llama sin humo un género.

FLAMBEAR: término que se utiliza cuando se hace arder un género, normalmente por medio de un licor o alcohol.

ESCURRIR: un género depositándolo en un escurridor o rejilla.

ESPESAR: una elaboración por medio de calor cuajándolo o incorporándole alguna materia prima específica para tal función.

FLORONES: medias lunas pequeñas de pasta de hojaldre o pasta de petisú que se utilizan para decoración o guarnición de platos.

FREÍR: introducir un género en una sartén o freidora con grasa caliente para su cocinado, debiendo adquirir un color ligeramente dorado.

FORMAR: por medio de las manos o a máquina una elaboración.

GARRAPIÑAR: acción de caramelizar almendras u otros frutos secos al fuego con azúcar
en grano.

GLASEAR: pasar una pasta o elaboración por una preparación de azúcar glasé y agua (glasa muerta). Cocción en almíbar.

GLASERA: utensilio compuesto de una rejilla y caja adaptable a su tamaño, empleada para bañar y escurrir simultáneamente piezas con glasa.

GLUCOSA: jarabe espeso, viscoso y transparente que se obtiene por la sacarificación del
almidón de ciertos vegetales, generalmente el maíz.

GLUCOSAR: añadir glucosa a la fabricación de un jarabe, mermelada o caramelo.

GUARNECER: acompañar un género principal de otros géneros menores sólidos, que recibe el nombre de guarnición.

GRATINAR: formación de una ligera costra tostada en la superficie de ciertas preparaciones, bajo el efecto del calor.

HELAR: hacer helado o sorbete mediante la introducción de una preparación o mix en la
heladora o sorbetera.

HEÑIR: trabajar una masa de levadura con las manos en acción de plegar o bolear, por ejemplo el pan, brioches, etc.

HERVIR: cocer un género por inmersión en un líquido llevándolo a ebullición.

HIDRATAR: incorporar o añadir un líquido en una sustancia sólida para conseguir la mezcla perfecta de ambas; por ejemplo la absorción de agua por harina.

HOJALDRAR: preparar una masa con grasa, de manera que al hornear crezca por hojas o capas, que tenga una estructura regular de finas y crujientes capas superpuestas de masa y grasa.

HOMOGENEIZAR: operación que consiste en dividir los glóbulos grasos de ciertas sustancias líquidas, por ejemplo la leche, en pequeñísimas partículas, bien por un proceso mecánico, bien por la fuerza centrífuga, para impedir que se agrupen en la
superficie, permitiendo aportar a los líquidos una textura más homogénea; también aplicable a la acción de trabajar una mezcla de ingredientes hasta obtener la completa unión e integración entre ellos.

HORNADA: es el conjunto de productos o elaboraciones que se hornean conjuntamente.

HORNEAR: cocer una elaboración en horno.

HUMEDECER: dar agua o líquido a una lata antes de depositar en ella una elaboración, o a una masa cruda de levadura para evitar que se costre.

INCISIÓN: pequeño corte generalmente superficial, por ejemplo en el pan.

INFUSIONAR: acción de añadir agua o un líquido hirviendo sobre otro producto para extraer su color, sabor y aroma.

IGUALAR: alisar un bizcocho, recortar algunas piezas para que resulten iguales.

INCORPORAR: introducir o añadir un producto a otro para que se mezclen y formar una
mezcla compacta.

INVERTIDO: se aplica a un tipo de azúcar, de un bajo poder edulcorante, que se consigue
transformando la sacarosa en glucosa y fructosa por hidrólisis.

JALEA: extracto gelatinoso y espeso de frutas que se obtiene de la cocción de las semillas y las peladuras de éstas con agua y su reducción por evaporación al fuego.

JULIANA: forma de corte en tiras de 3 a 5 cm. de largo y poco gruesas.

JARABE: mezcla de azúcar y agua cocida, que puede tener distintos puntos según su utilización y que se puede aromatizar o no.

taza L
LAMINAR: función de estirar una masa (normalmente hojaldrada) con rodillo a mano o de forma mecánica con laminadora.

LEVADURA: masa sólida que se obtiene por diferentes sistemas y de diferentes materias,
principalmente de un hongo unicelular y, que se emplea para hacer fermentar distintas masas de pastelería. Existen varios tipos de levadura, pero básicamente se utilizan la química y la fresca o biológica.

LEVANTAR: poner de nuevo en ebullición un preparado.

LIGAR: unir distintos ingredientes de una elaboración por medio de fécula, almidón, harina, yemas de huevo, etc., o bien por medio de una emulsión, la acción del calor, etc.

LEUDAR: expresión equivalente a fermentar una masa de levadura fresca.

LIOFILIZAR: desecar productos previamente congelados, mediante la sublimación del hielo formado por acción del vacío.

LUSTRAR: espolvorear de azúcar glasé una preparación de pastelería.

MACEDONIA: mezcla de varios tipos de frutas naturales, cortadas en dados de forma regular, macerada en almíbar, zumo o licor.

MACERAR: poner frutas peladas o frutas pasas enteras o cortadas en combinación de almíbar, vinos, licores, etc., para que tomen sabor de éstos.

MARCAR: dar forma con la manga y boquilla sobre chapas de horno o sobre papales a ciertos preparados de pastelería, antes de ser cocinados en el horno.

MACHACAR: moler, reducir a polvo o pasta con la ayuda de un mazo, golpear sucesivamente ciertas materias o productos (frutos secos, café, etc.).

MARCHAR: empezar la cocción o elaboración de un postre o plato.

MARMOLIZAR: acción de decorar un pastel con un glaseado bicolor, dando apariencia de
mármol.

MASA MADRE: cultivo de levadura salvaje y de microorganismos diversos en una masa de harina y agua, de consistencia bastante firme, que se utiliza para dar más consistencia a las masas de levadura.

MATAR: término que se utiliza generalmente con el fondant. Mediante esta acción conseguimos convertir el fondant líquido y transparente en sólido y blanco.

MOJAR: añadir a un preparado un líquido necesario para su cocción.

MOLDEAR: poner un preparado dentro de un molde para que tome la mis bien darle la forma deseada con las propias manos.

MODELAR: manipular una pasta (mazapán, etc.) para darle una forma manualmente o con ayuda de algún utensilio especial o molde.

MOLER: pasar por un molinillo especial, almendras, avellanas, con el fin d trituradas o en pasta.

MONDAR: retirar la piel que envuelve a ciertas frutas y frutos, principalmente frutos secos y algunas clases de frutas, las cuales se lavan, se escaldan en agua hirviendo y se enfrían, para facilitar este trabajo.

MONTAR: al igual que batir, es la función de emulsionar por medio de una máquina o a mano, cualquier preparado incorporando aire en la mayor parte de los casos (nata (crema de leche), crema, huevos, mantequilla, etc.).

NIEVE (A PUNTO DE): se le denomina así a las claras montadas que se parecen a la nieve o el algodón.

PASADO: punto de los géneros crudos que no están frescos. Excesiva cocción o fermentación.

PASTEURIZAR: acción de calentar una mezcla líquida a una temperatura de 60 65ºC durante 30 min., seguido de un brusco enfriamiento a 6 ºC.

PASTÓN: porción de masa de hojaldre o croissant, al que se le ha incorporado grasa y que ya se ha plegado.

PELAR: quitar la piel a determinadas frutas y frutos secos.

PELAR (A VIVO): pelar los cítricos, las dos pieles que la recubren de una vez.

PERFUMAR: sinónimo de aromatizar, una preparación. Impregnar o añadir un perfume a una preparación.

PESAR: es comprobar un peso antes de realizar una elaboración; para pesar el jarabe se realiza con ayuda de un densímetro.

PICAR: hacer pequeñas incisiones con la punta de un cuchillo en ciertas piezas antes de cocerlas, para que no se abran o se cuezan mejor.

PINCHAR: hacer pequeños agujeros en una masa, con un tenedor o con rodillo de púas, para evitar que en la cocción se encoja o se abombe.

PINTAR: aplicar con un pincel o brocha, una capa de huevo en la superficie de algunas
elaboraciones antes de hornear, para que adquieran un color dorado, también se utiliza este término para dar color a mano, pistola o aerógrafo a ciertas elaboraciones artísticas.

PLEGAR: operación que consiste en extender un pastón de hojaldre o croissant con el rodillo o a máquina en forma de rectángulo para ir procediendo a darle los diferentes pliegues al hojaldre.

POMADA: mantequilla grasa o crema que se trabaja para ablandarla y darle consistencia de pomada.

PORCIONAR: dividir una masa o una preparación en pequeñas cantidades o trozos.

PRESENTAR: disponer con gusto y armonía, los diversos preparados en platos.

PUESTA A PUNTO: preparación de materias y aprovisionamiento de todo lo necesario para empezar un trabajo o pasar un servicio (mise en place).

QUEMAR: se aplica a preparaciones que han cocido incorrectamente o demasiado; también se aplica a elaboraciones que se queman con un poco de azúcar con la ayuda de una placa quemadora.

taza R
RALLAR: obtener pequeños fragmentos de una sustancia o producto al frotarlo con un rallador (limón, naranja, etc.).

REBAJAR: añadir un elemento húmedo a un preparado para hacerlo más líquido.

REBAÑAR: término que se utiliza para expresar cómo recoger una preparación de un
recipiente con ayuda de una rasqueta o una lengua.

REBOZAR: envolver pastas crudas o cocidas con cualquier tipo de crema.

REDUCIR: disminuir el volumen de una preparación por efecto de evaporación por medio de una ebullición prolongada, con el fin de obtener un producto con más concentración de sabor y consistencia.

RECORTAR: cortar las orillas de una elaboración para dejarla en condiciones de trabajar o servir; recortar los laterales de un bizcocho, las esquinas de un flan, etc…

RECORTES: se denomina así a los restos de hojaldre que sobran después de la realización de las piezas.

RECTIFICAR: poner a punto el sazonamiento o color de un preparado.

REFORZAR: añadir a una salsa, sopa o similar, un preparado que intensifique su sabor o color natural; sinónimo en algunos casos de enriquecer o potenciar.

REHOGAR: exponer algunos minutos algunas preparaciones a fuego vivo para cocer o empezar una cocción antes de proceder a la cocción propiamente dicha.

REJILLA: tela metálica con pequeñas patas que, habitualmente acopla en la candidera y que se utiliza para dejar escurrir ciertas elaboraciones después de bañado o calado.

RELLENAR: proceder a llenar con diferentes cremas, muses, etc., en el interior de ciertas
elaboraciones o masas.

REMONTAR: una elaboración o preparado para conseguir devolverle su aspecto y textura, por ejemplo a una nata montada (crema de leche) con anterioridad y, que con el tiempo ha perdido su consistencia y aspecto.

REVENIR: absorber humedad un preparado seco.

REVESTIR: verter y formar una capa de azúcar cocido o gelatina sobre las paredes de un molde; también forrar un molde con papel para evitar que se pegue la elaboración depositada sobre él.

REZUMAR: se dice de la salida de grasa o líquido de una masa o de otra preparación del
interior al exterior, detectándose visiblemente en su superficie.

ROMPER: hacer que una pasta recupere su volumen original, tras un tiempo de fermentación, plegándola varias veces sobre sí, y conseguiremos para momentáneamente o retrasar la producción de gas que produce la fermentación y con ello obtendremos una pasta con más fuerza y un resultado, en el desarrollo final máximo.

SALSA: preparación aliño, condimento líquido en base a ingredientes muy variados que sirve y utiliza como acompañamiento de diversos preparados a la hora de emplatar.

SALSEAR: cubrir o acompañar de salsa un género, generalmente al servirse.

SALTEAR: cocinar total o parcialmente un género con grasa a temperatura fuerte, para que no pierda su jugo que debe quedar dorado.

SACABOCADOS: cortapastas generalmente metálico.

SATINAR: acción que denomina el trabajo que se le da al caramelo en caliente para conseguir que obtenga un brillo blanquecino.

SAZONAR: añadir ingredientes para aderezar una preparación (pimienta, sal, vinagre, etc.).

SECAR: al horno, poner en un horno a baja temperatura, ciertas sustancias o productos para desprenderlos de toda o parte de la humedad.

SELLAR: operación que consiste en cerrar o pegar los bordes de dos capas de masa.

SOLIDIFICAR: se denomina al caramelo cuando se va enfriando y adquiere consistencia en su textura; aplicable a otras materias primas.

TAMIZAR: acción de pasar un producto por un tamiz, para eliminar grumos y retener impurezas, por ejemplo la harina.

TEMPLAR: llevar un producto, un preparado, etc., a una temperatura media.

TENDER: formar piezas sobre una lata con ayuda de una manga y boquilla con la manga
inclinada, antes de hornear.

TORNEAR: dar forma regular a una hortaliza o fruta para embellecerla.

TOSTAR: dar color, dorar almendras, avellanas, etc., en un horno.

TRABAJAR: remover, amasar una pasta o género para conseguir homogeneizarla.

TOMAR (CUERPO): denominación que se le da a una masa cuando comienza a ligar en su
amasado; también cuando se cuaja una crema y comienza a espesar.

TRESBOLILLO: se refiere a la colocación de las piezas en una lata colocándolas en filas cruzadas, aprovechando los huecos de la fila anterior, para facilitar la cocción.

TRINCHAR: cortar limpiamente un género.

TRITURAR: aplastar frutas cocidas o no y pasarlas por un tamiz para convertirlas en puré; también se denomina a la acción de trocear frutos secos a mano o con un cútter o molinillo especial.

UPERIZAR: procedimiento U.H.T. de estabilización de la leche, a muy alta temperatura
(140-150ºC) durante 2 segundos seguido de un enfriamiento inmediato.

VACIAR: extraer la carne de una fruta sin estropear el exterior, por ejemplo la naranja o el limón para rellenarlos.

VAPOR: vapor de agua que se aplica en el horno a algunas elaboraciones.

VOLCÁN: hueco en un montón de harina colocado sobre la mesa en forma de corona, con el fin de retener los líquidos que contiene la masa que vamos a elaborar.

ZESTE: palabra francesa que designa la piel del limón o naranja que se obtiene con la ayuda de la puntilla.

Fuente: este post proviene de Con texturas y sabores , donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Patatas al horno

Para los amantes de las patatas, os dejo aqui la siguiente receta. Son gustosas y para toda la familia. Con pocos ingredientes tendremos un aperitivo listo para comer… A continuación… Ingr ...

Manzana asadas

Las manzanas asadas son un postre de antaño. Hoy vamos elaborar un postre facil y exquisito. En poco mas de una hora, si sigues esta receta de manzanas asadas al horno al estilo tradicional. A continu ...

Recomendamos

Relacionado

ocasiones especiales recetas dulces repostería

Repostería de sartén: 6 recetas (Repostería Frita) 1era Parte

Hoy te traigo una deliciosa selección de repostería de sartén, no cabe duda que este tipo de preparaciones son deliciosas y muy tentadoras. Las recetas de mis amigos blogueros no te dejaran indiferente y querrás probarlas todas. 1.- Buñuelo de Oreos Esta Receta golosa y fácil de hacer, esponjosa y lo mejor es el secreto de su interior, huevos, leche azúcar y galletas Oreo, entre otros ingredientes ...

básico postres recetas ...

Toffee fácil, básico en la decoración en repostería.

Básico repostería: receta de Toffee fácil Seguimos con nuestros básicos, tras la masa de galletas neutra os traigo la receta de toffee, una salsa de caramelo básica para la decoración en repostería. También con esta receta se pueden elaborar dulces de toffee, desde caramelos hasta las galletas con toffee , chocolate y frutos secos…. Todo un vicio y fácil de realizar. No os perdáis esta rece ...

lo basico en... diccionario elaboraciones ...

El abecedario de la cocina española

Los términos más empleados en las recetas de cocina. Las técnicas básicas de cocina y su terminología explicadas de forma clara y concisa. Información sobre las preparaciones culinarias más importantes. Los nombres de los platos de la gastronomía regional española y mediterránea, sus ingredientes y preparación. Aquí os dejo un diccionario con toda la terminología que se usa en nuestra cocina, expr ...

bizcochos galletas cookies ...

Trucos para 3 recetas de repostería básicas

La repostería es la rama más golosa de la cocina. Se puede hacer todo tipo de creaciones, pero es recomendable saber algunas recetas básicas que debemos dominar como base para ir subiendo de dificultad. En este post te vamos a recomendar 3 artículos estupendos con trucos y consejos para que los bizcochos, galletas y brownies te queden perfectos. ¡Sigue leyendo! Hay recomendaciones comunes que se d ...

noticias Primeros Recetas ...

Alimentos de Temporada: La Primavera

En el siguiente post vamos a conocer los alimentos de temporada que encontraremos en primavera. Spring, spring, spring…Como cantaban en mi película favorita “Siete novias para siete hermanos”. La primavera, la estación más colorida del año. Se terminó la temporada del kiwi, la mandarina, la naranja…Pero empieza la del melocotón, la ciruela, la cereza, el níspero y el albari ...

OTROS

TÉRMINOS CULINARIOS

TÉRMINOS CULINARIOS DEL MODULO DE TÉCNICAS DE COCINA ∙ A punto Cuando un artículo alcanza su grado justo de cocción o sazonamiento, se dice que está “a punto” para utilizarlo. ∙ A punto de nieve Claras emulsionadas por medio de un batidor incorporando aire hasta conseguir un aspecto de nieve o algodón. ∙ Ablandar Trabajar y poner blanda una grasa u otro producto o elaboración a mano para darle co ...

Blog

Bollería: las masa fermentadas

Las masas fermentadas. Bollería. ¿Qué son las masas de bollería? Las masas de bollería son masas derivadas de la masa del pan, a las que se les añaden productos que mejoran su sabor dando lugar a una amplia gama de elaboraciones. Por lo tanto podemos decir que la bollería es un surtido de masa de levadura y hojaldre propias para desayunos o meriendas, que pueden presentarse con o sin relleno. L ...

Cuisine Companion Primeros Pasos consejos ...

CuCo Vocabulario

A continuación, hemos recopilado algunas de las palabrejas o expresiones que utilizamos a la hora de cocinar con nuestra CuCo. Si ya eres todo un CuColover, seguro que conoces todos estos términos, pero si te estás familiarizando con el robot, esta entrada te servirá de ayuda. Muchas veces nos preguntáis por estos términos, así que hemos pensado que tenerlos todos juntitos, nos irá bien. Será un a ...

dulces navideños navidad hojaldrinas ...

Dulces navideños: hojaldrinas

La hojaldrinas son unos dulces navideños que quizás no tengas la fama internacional de mantecados y polvorones, pero que siempre encontraremos junto a ellos en los supermercados y que merece la pena degustar porque su sabor es diferente al de los anteriores. Se trata de unos dulces cuadrados, hojaldrados y recubiertos de azúcar glass. Su nombre no es casualidad puesto que la masa con que se hacen, ...

general extremadura castúo ...

Diccionario Verato, palabras y expresiones tradicionales

En esta entrada hemos recopilado un conjunto de palabras y expresiones singulares y peculiares utilizadas en La Vera en general y en Extremadura. Muchas de estas palabras no aparecen en el diccionario, otras sí, pero están en un desuso general. Hay muchas más palabras y expresiones que las que aparecen por ello os invitamos a que nos envieis a laveratabarata@laveratabarata.com términos con sus res ...