comunidades

BIZCOCHO DE YOGURT 1,2,3. Y MUCHAS DE SUS POSIBILIDADES



   A estas alturas de la vida, me da a mí que todo el mundo sabe hacer este bizcocho. Porque es el bizcocho de siempre, el de tu madre, tu abuela, el de la tienda de toda la vida, el primero que aprendemos a hacer por la facilidad para recordar sus ingredientes... Pero precisamente por eso, este bizcocho tenía que estar aquí. 

    Es mi salvación para un antojo dulce rápido, para un desayuno especial del cole de mis hijos, para una visita inesperada, o para la base de una tarta, porque realmente NUNCA FALLA y SIEMPRE ESTA DELICIOSAMENTE PERFECTO. Recién hecho es super esponjoso y al día siguiente también.

   

   Este bizcocho lo puede hacer todo el mundo, no hace falta ningún aparato especial ni conocimientos de cocina, por eso es el ideal para que lo hagan los niños, ya que sólo necesitan poner todos los ingredientes en un bol hondo y batir con cuidado.  Aunque si nos ayudamos de un robot es aún más fácil ;]



   Ponemos en el bol del robot 3 ó 4 huevos {dependiendo de si son grandes o medianos} y un yogurt {de limón o natural}. El vaso del yogurt nos va a servir de medida para el resto de ingredientes {que atención VAN POR ORDEN ALFABÉTICO}, así ponemos una medida de ACeite de girasol, dos medidas de AZúcar y 3 medidas de HArina bizcochona {si podemos harina de repostería normal, añadimos además un sobre de levadura}.

   Batimos todo durante unos minutos, hasta que la masa esté completamente integrada y no tenga grumos, con aspecto de puré no demasiado espeso. 

   Engrasamos un molde y vertemos la masa, que introducimos al horno que habremos precalentado unos 5 minutos, dejándolo a 180º durante 40 minutos.

   [Importante: NO ABRIMOS LA PUERTA DEL HORNO durante el horneado.]

   Al pasar ese tiempo, lo pinchamos en el centro con una brocheta y comprobamos que está bien hecho. En mi horno con este tiempo y temperatura no me hace falta ni comprobar, pero como los hornos son mundos aparte, tú conocerás el tuyo y deberás adaptarlo.



    OTRAS VERSIONES.   Es un bizcocho muy versátil que te sirve de base para un montón de versiones diferentes, por ejemplo:

   ? DE COCO: Ponemos un yogurt de coco y añadimos coco rallado entre sus ingredientes.

   ? DE CHOCOLATE: Un yogurt de chocolate y sustituimos una parte de harina por una de cacaco en polvo desgrasado. Además podemos añadir pepitas de choco.

   ? DE MANZANA: Aquí lo tienes. El yogurt es de manzana y se le pone también una natural troceada entre sus ingrediente y otra a rodajas en la base para decorar.

   ? DE FRUTOS SECOS: El yogurt de vainilla y a la masa añadimos los frutos secos que queramos, previamente enharinados para que al echarlos no se vayan al fondo todos y se queden repartidos.

   ? DE NARANJA: El yogurt natural, zumo de una naranja recién exprimida y decoramos, poniendo en el fondo rodajas de naranja caramelizada como te expliqué en este enlace, así al terminar de hornear, le damos la vuelta al bizcocho y las naranjas quedan encima como en la de manzana.

Fuente: este post proviene de Un poquito de Rocío, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

A pesar de ser una receta que hago bastante, nunca la había puesto en el blog, pero creo que ha llegado el momento de tenerla aquí guardada porque a mi hija le encanta y la quiere hacer ella, así que ...

Si hay algo que me gusta para desayunar y que como sólo una vez al año es precisamente el lomo en manteca. Me encanta y más como lo hace mi madre, pero es tan calórico que, si hay platos que es mejor ...

Aquí vengo a dejaros hoy un imprescindible en el terreno salsas. A mi hijo le encanta la tártara y se la pone prácticamente a todo, siempre tenemos algún tarro en la nevera, pero la verdad es que no s ...

Recomendamos