comunidades

Bollos suizos (Reto #Asaltablog)

Comenzamos la sexta temporada del Reto #Asaltablogs. Qué ganas tenía, ya lo echaba de menos y eso que sólo han sido una vacaciones de dos meses.

El primer asalto de esta temporada es al blog de Ana Melm. Os recomiendo que le echéis un vistazo a Migas en la mesa, os va a encantar todas sus recetas, de las que he elegido robar la de Bollos suizos.



El bollo suizo es un tipo de brioche que se servía como desayuno y merienda en los cafés de Madrid de finales del siglo XIX, destacando especialmente los que se ofrecían en el Café Suizo, de ahí su nombre.



Los ingredientes que vamos a necesitar para hacer mi versión de estos bollos son:
Para el prefermento:
100 g de harina
100 g de leche
3 g de levadura seca de panadero

Para la masa:

450 g de harina de fuerza

150 g de leche

2 huevos

90 g de azúcar

5 g de sal

80 g de mantequilla

Para la cobertura:

1 yema de huevo
1 cucharada de leche

1 cucharada de anís

3 cucharadas de azúcar

Ana utiliza en su receta leche de avena para que los intolerantes a la lactosa la puedan comer. Y en cuanto a la mantequilla nos comenta que "Casi todos los intolerantes podemos tomar mantequilla normal, dado que la presencia de la lactosa es residual, pero si tú no puedes, existen mantequillas especiales en el mercado." La mantequilla tiene que estar a temperatura ambiente.

El azúcar que utiliza para preparar la masa es azúcar moreno, nosotros vamos a utilizar azúcar blanca tanto para la masa como para la cobertura.

El anís se puede sustituir por agua, pero el anís le aportará más sabor a los bollos.

Preparación:

Lo primero que vamos a hacer es un prefermento que hará que el resultado de nuestra masa sea mucho mejor. Para ello, en un bol ponemos 100 g de harina, 100 g de leche y la levadura, mezclamos bien, tapamos con un trapo y dejamos reposar hasta que la masa burbujee.







El tiempo que tarda depende de la temperatura ambiente, a más calor más rápido trabajará la levadura. El fermento estará listo cuando esté lleno de burbujas. En este caso hemos esperado 1 hora y media.



Cuando el fermento esté listo, agregamos el resto de los ingredientes menos la mantequilla. Mezclamos hasta obtener una masa homogénea.



Ahora tenemos que amasar, que puede ser a mano o con ayuda de un procesador de alimentos con el accesorio gancho. Si vamos a amasar a mano, antes de empezar a extraer la masa del bol, espolvoreamos un poco se harina sobre la superficie de trabajo. Amasamos un minuto, descansamos dos y repetimos la operación hasta que la masa esté tensa.



Cuando la masa está lista, le añadimos la mantequilla y la amasamos hasta que quede integrada.



Cuando la masa esté lista, podemos pasarla a un bol enharinado, cubrimos con un paño y dejamos reposar la masa en un lugar libre de corrientes durante 1 hora o hasta que duplique su tamaño. En este caso hemos tardado 3 horas y media.



Una vez la masa haya doblado su tamaño, la colocamos en la encimera ligeramente enharinada y la desgasificamos con cuidado, esto es, presionando suavemente con la manos, sin desgarrar la masa. La extendemos con ayuda de nuestras manos.



Ahora la dividimos en porciones con un cuchillo. Yo prefiero hacerlas de un tamaño mediano, así que divido la masa en 13 porciones. Si queremos que todos los bollos sean iguales, lo mejor es pesarlos, así, nuestras porciones de masa pesarán unos 75 gramos cada una aproximadamente.

Es importante que tengamos en cuenta que las porciones de masa sólo se llenen de harina por un lado, así que a la hora de manipularlas, siempre pongamos la misma zona en contacto con la encimera. Esto nos hará más fácil bolear la masa.

¿Sabéis lo que es bolear? Yo lo he aprendido en este asalto y no es otra cosa que convertir la masa en una o varias bolas. Se trata de un paso muy importante ya que elimina irregularidades de la misma y crea una superficie lisa con la suficiente tensión para evitar que el gas que se forma en el interior se escape al exterior y se deshinche, haciendo que nuestros bollos pierdan esponjosidad.

¿Cómo lo hacemos? Pues cogemos una porción de masa y la colocamos sobre la superficie de trabajo limpia y libre de harina, con la parte de la harina hacia arriba y la cubrimos con la mano. La masa se pegará a la encimera creando resistencia y nosotros, con un juego de muñeca y ayuda de nuestros dedos y laterales de la mano, damos forma redonda a la porción. Esto aportará la tensión y forma que necesita la masa.







Después de que hayamos boleado todas las porciones de masa, las colocamos sobre una bandeja de horno en la que previamente hemos puesto un papel de hornear. Las cubrimos con un paño y las dejamos reposar una hora o hasta que dupliquen su tamaño. En esta ocasión las hemos dejado reposar unas 3 horas.



Yo suelo dejar que la masa repose siempre dentro del horno, apagado, porque está libre de corrientes.

Transcurrido este tiempo, sacamos la bandeja del horno y lo precalentamos a 200ºC.





Mientras esperamos que el horno esté listo, preparamos la cobertura, para ello, cascamos un huevo y separamos la yema de la clara. Ponemos la yema en un bol, añadimos la leche y batimos. Esto hará que la cobertura de los bollos suizos adquiera un tono más dorado. Un truco de mi familia francesa.

En otro bol mezclamos el azúcar con el anís hasta formar una textura húmeda y grumosa.

Otra técnica que he aprendido con esta receta es greñar. Se trata de hacer unos cortes a la masa de forma rápida, con seguridad y con cierta profundidad utilizando un cuchillo bien afilado. Esto es lo que vamos a hacer a las porciones de masa.

A continuación, pintamos con la mezcla de huevo y leche cada pieza con ayuda de una brocha.



Cubrimos la greña de cada bollo con la mezcla de azúcar y anís.



Una vez tengamos todos los bollos listos los llevamos al horno y horneamos durante 10 minutos o hasta que estén dorados.



Un consejo que nos da Ana es que tengamos en cuenta que, "A menor tamaño, antes llega la temperatura al centro del bollo, y se cuecen uniformemente con mucha temperatura y poco tiempo, que es lo ideal. Conforme los bollos son más grandes, empiezan a dorarse por fuera sin estar cocidos en el interior, y toca bajar la temperatura y alargar el tiempo para que cuando se doren por fuera, no estén crudos en el centro."



¿Qué os parece este asalto? A Monsieur Accidents y a mí nos ha conquistado. Se pueden tomar en el desayuno, en la merienda, como postre. Si los pruebas te van a apetecer a cualquier hora, ya verás.



Bon appétit!

Fuente: este post proviene de Pequeños Accidentes, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

A lo largo del mes he ido elaborando y compartiendo diferentes platos de la gastronomía asturiana y hoy vamos a reunirlos todos en un menú en el que participé en su elaboración hace unos años. Pero ...

Todos tenemos un postre que nuestra madre nos ha hecho desde que tenemos uso de razón, ¿verdad? En mi caso, mi madre preparaba arroz con leche, entre otros deliciosos postres. En los hogares asturiano ...

El día que probé el cachopo, me pareció el plato asturiano que puede gustar a cualquier paladar. Se trata de un plato característico de la gastronomía de Asturias que se suele servir con guarnición d ...

Normalmente, en restaurante, cuando se está degustando un menú de celebración, entre el primer plato y el segundo, se suele servir un sorbete que ayude a refrescar y aligerar para continuar disfrutand ...

Recomendamos

Relacionado

dulces Masas y panes

El bollo suizo, de todos conocido, es un bollo tipo brioche que debe su nombre por haber sido elaborado en el ya cerrado café suizo de Madrid, concrétamente en la calle Alcalá. Por los siglos XIX y XX. Se servía en los desayunos y como merienda acompañados de un rico chocolate. En la actualidad, estos bollitos están presentes en casi todas las pastelerías españolas a pesar del tiempo transcurrido. ...

general masa

BOLLOS SUIZOS Otra receta sencilla y facil os dejo aqui la descubri un par de dias mirando por internet y me parecio facil de hacer. Asi que me propuse hacerla para enseñarosla. Ademas es poca cantidad asi que no da tiempo a que se estropeen ya que podeis aprovechar para hacerla cuando vayais a invitar a alguien a desayunar o a merendar. Os la dejo aqui abajo explicada y una foto de como me salier ...

LavandaCakes Masas Recetas dulces

Hoy os traemos la receta de los Bollos Suizos o bollos de leche, una masa tipo brioche que se popularizó en Madrid a principios del siglo XX, dónde se conocían simplemente por "suizos", por el famoso Café Suizo. Este tipo de bollo es perfecto para el desayuno acompañado de leche, café o ¡un buen chocolate! ¿A quién no le apetece para desayunar? INGREDIENTES Receta del blog Marialunari ...

Bollería

Último domingo de mes. Cambio de hora. Primavera…. ¿primavera?. Día de asalto. Sí, hoy toca día de asalto. Y no podía fallar. Hoy no. Me conozco su blog de memoria. Sus platos, sus tartas, su bollería, sus panes. Y la conozco a ella tanto que compartimos mucho más que una afición común. Verónica y su blog, Cocinando para mis cachorritos se ha sabido hacer un hueco en la red por todo lo que vale. ...

general postres bollos suizos

Bollos suizos Ingredientes: 1 kg. de harina de fuerza 30 gr. de levadura prensada 20 cl. de leche templada 3 huevos 150 gr. de mantequilla 1 cucharadita de sal 1 taza de azúcar 2 cucharadas de aníses 1 cucharada de ralladura de naranja azúcar para decorar Preparación: Se divide la harina en 4 partes. Se forman dos círculos en forma volcán, uno con 3 partes de harina y otro con una. En el más pe ...

general postres bollos suizos

Bollos suizos Ingredientes: 1 kg. de harina de fuerza 30 gr. de levadura prensada 20 cl. de leche templada 3 huevos 150 gr. de mantequilla 1 cucharadita de sal 1 taza de azúcar 2 cucharadas de aníses 1 cucharada de ralladura de naranja azúcar para decorar Preparación: Se divide la harina en 4 partes. Se forman dos círculos en forma volcán, uno con 3 partes de harina y otro con una. En el más pe ...

general bolleria masas ...

Tras hacer los bollos suecos, mi esclava dueña se quedó con la espinita de hacer bollos suizos. Ahora se pregunta por qué no los habrá hecho antes ¡son tan fáciles! Simplemente tienes que controlar que la masa no se te pase de levado, que a mi esclava dueña últimamente le pasaba (empezó a hacer calor y las masas levan más rápido) y, por supuesto, seguir las indicaciones. Ya verás como te quedan un ...

Panes y masas Recetas dulces Panificadora

Por fin he preparado bollos suizos, ¡ya era hora verdad! Los suizos son unos bollos típicos de Madrid que apenas se ven en las pastelerías hoy día. Recuerdo que cuando era niña había una pastelería, en la calle doctor Espina con salida a la avenida de Oporto, que los hacia de maravilla. Cómo olía al pasar por delante de la puerta... Siempre elegía los que tenían mas azúcar por arriba. Y si a mí me ...

recetas dulces bolleria y masas dulces bollería ...

Después de algo más de una semana sin dar señales de vida, hoy te compenso con una receta de las que hacemos en casa desde hace muchísimos años: bollos suizos de aceite de oliva, para darte un capricho sin necesidad de recurrir a la mantequilla. Seguro que conoces las ventajas del aceite de oliva frente a las grasas animales, como la mantequilla, que me encanta y utilizo, pero de la que a veces se ...

REPOSTERÍA

El bollo suizo es un dulce tipo brioche muy popular. Prácticamente se encuentra en todas las pastelerías y la mayoría lo hemos probado alguna vez. Recuerdo con añoranza las fiestas del colegio, en honor a nuestro patrón, en las que las monjitas nos daban un bollito suizo y una chocolatina. Era un tiempo feliz y tranquilo... Y aunque no puedo volver al pasado, sí puedo traer al presente los bollos ...