comunidades

Comer sano fuera de casa

Consejos para cuidar tu alimentación

1
La lejanía del puesto de trabajo respecto al lugar de residencia y las jornadas laborales partidas obligan a muchos trabajadores a comer fuera de casa. La mayoría de las veces se opta por comer algún tentempié en restaurantes de comida rápida o algún menú, siendo especialmente descuidados con nuestra dieta y con el aporte calórico. Evitar los excesos de grasa y las bebidas azucaradas puede ser clave para que comer fuera de casa no signifique ganar kilos.

La primera recomendación, y la más obvia, es evitar la comida rápida. Las hamburguesas, bocadillos y pizzas tienen gran cantidad de grasa e hidratos de carbono que perjudican nuestro organismo, ya que son lo opuesto a una dieta sana y equilibrada. Si tenemos que recurrir a este tipo de establecimientos, siempre que sea en contadas ocasiones, o bien tener en cuenta otras opciones como ensaladas.

 

En cualquier caso, siempre que podamos, tenemos que dar prioridad a restaurantes de comida casera y variada. En los menús tenemos que hacer un buen conjunto con el primero y el segundo. Por ejemplo, si el primero es un plato fuerte, como un guiso, el segundo debe ser ligero (algo a la plancha). Si el segundo es verdura o ensalada, ricos en fibra, el segundo puede ser el aporte de proteínas que nos falta: pescado o carne.

2


También hay que evitar comer demasiado pan. El cereal es una excelente fuente de fibra e hidratos de carbono, pero no conviene abusar. Con una pequeña pieza tenemos suficiente. Hay que limitar el consumo de postres: un café, una infusión o una pieza de fruta de temporada será la mejor opción para acabar bien una comida.

 

Intentaremos comer siempre a la misma hora y dedicarle al menos 40 minutos, ya que comer deprisa sin apenas masticar produce malas digestiones. Si hacemos de la comida un momento de relax, para disfrutar de la comida y de una animada charla con compañeros o amigos, conseguiremos por un momento olvidarnos de las tensiones laborales.

 

Elegir el sitio

3
Debemos cuidar bien el lugar donde comer. Un local con mucho público no sólo es indicativo de que la comida que sirven es buena, además garantiza que los menús se consumen y que no se dan platos preparados del día anterior. Conviene, asimismo, evitar lugares donde la higiene no se cuide especialmente y mucho más en verano. En esta época debemos tener mucho cuidado con comer salsas o huevo fuera de casa, porque se corre el riesgo de sufrir gastroenteritis o salmonelosis.

Tampoco es recomendable comer en aquellos restaurantes donde los alimentos estén recalentados o que se cocinen con el aceite que se usa para todo tipo de alimentos. Si un plato caliente se sirve frío es mejor rechazarlo, ya que significa que se ha dejado enfriar al aire, con el riesgo de que las bacterias se reproduzcan.  

Beber agua

El agua debe ser la alternativa a los refrescos. Este tipo de bebidas están muy azucaradas, y además tienen
4
gas, que no favorece la buena digestión. Los licores de sobremesa provocan somnolencia y no son adecuados para después de trabajar. Lo mejor es el agua, y más en verano, una época en la que el cuerpo requiere hidratarse constantemente. También es recomendable tomar un vasito de vino en la comida.

De hecho, recientemente, el periódico británico 'The Guardian' publicaba que un hospital británico administra a diario un par de copas de vino tinto a los enfermos del corazón para que se beneficien de sus cualidades antioxidantes. Según muchos estudios científicos, beber vino con moderación reduce un 50% el riesgo de sufrir infartos.  

Un paseo hasta el trabajo

Después de comer no sólo entra sueño, sino una incómoda sensación de pesadez. Para los que no puedan disfrutar del placer de una breve siesta, una solución es dar un paseo hasta el lugar de trabajo. Una actividad física ligera contribuye a facilitar en gran medida la digestión.

5
Para hacer más soportable la espera hasta la hora de comer, tenemos que recurrir a pequeños tentempiés a media mañana. La fruta o los yogures pueden saciar nuestro apetito hasta el mediodía, reduciendo la sensación de hambre y la posibilidad de que nos demos un atracón. Esta recomendación se puede hacer extensible a la merienda y, cómo no, a la cena. Cuando comemos fuera de casa, la cena se convierte en una comida esencial.

En la cena podemos introducir los alimentos que faltan durante el resto del día. La cena siempre será ligera y baja en grasas, aprovechando para tomar sopas y consomés caseros, verduras cocidas o rehogadas, ensaladas frescas, pasta fría y pescados blancos.

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Recomendamos

Relacionado

primeros platos segundos platos postre

Estamos a pocos meses de la temporada de verano y empezamos con el corre corre de ejercitarnos y hacer rigurosas dietas para lucir un cuerpo digno de un traje de baño. Quitar esos kilos de más que cogemos tras las fiestas navideñas y otros excesos. Pero, ¿por qué no cuidarnos siempre y de manera sana? Comer bien no está reñido con la salud y los buenos hábitos, así que yo ya he empezado a cuidarme ...

Gastronomía Salud alimentación ...

Las largas rutinas laborales y los compromisos empresariales hacen que las comidas fuera de casa sean comunes una vez empezado el trabajo. Pero se puede comer bien y saludable, sin pasarse, también en un restaurante. Apunta estos consejos para no comer demasiado. Cuando estamos fuera de casa nos dejamos llevar por las tentaciones. Recomendamos comer aquellos platos o alimentos algo más elaborados ...

cocinar menús platos de cocina

Descubre todas las ventajas de comer y cenar en casa de forma habitual, cocinando tus recetas. Una de las rutinas más importantes es la de cocinar. La alimentación es la estructura fundamental de nuestra vida. La alimentación es energía física, pero también, emocional. Cuando nos cuidamos físicamente, también nos cuidamos mentalmente. Sin embargo, existe una circunstancia real. Comer en casa es un ...

Menos calorías Recetas recetas saludables

¿Estás tratando de equilibrar tu dieta diaria con comidas saludables pero no sabés por dónde empezar? Bienvenidos a Paulina Cocina! En este post te soluciono el problema antes de que cante un gallo. Preparé una selección con las recetas saludables más fáciles y ricas del multiverso que armé para vos. Ensaladas, pollo, pescado, magdalenas y hasta un #1000prep! Comer sano no es sinónimo de comer feo ...

dieta sana dieta equilibrada consejos de alimentación ...

Durante el verano, y sobre todo durante las vacaciones, solemos descuidar nuestra alimentación. Puede que comamos menos cantidad, eso es cierto, pero también lo es que su calidad suele ser también peor. Por este motivo, gracias al Instituto Médico Europeo de la Obesidad (IMEO), os apuntamos cinco sencillos consejos para disfrutar de unas vacaciones saludables: 1. El primer consejo para disfrutar ...

Invitados Otros comer saludable ...

Comer saludable implica crear buenos hábitos y hacer un trabajo individual que se consigue fijando objetivos simples y prácticos. Para hacerte la tarea más fácil compartimos 7 sencillos trucos que te ayudarán a comer (y sentirte) mejor. Con Kath nos conocimos de niñas e hicimos “click”. Somos primas de segundo grado, y si bien no nos vemos muy seguido, tenemos una de esas amistades que trasciende ...

ingredientes restaurante marisco restaurante barceloneta ...

El otro día hablé en el blog acerca de restaurantes y hoy quiero traeros una recomendación si os gusta la comida sana y los restaurantes de pescado, si estáis en Barcelona os aconsejo visitar Cal Pintxo Platja. Es un restaurante con vistas al mar en la playa de la Barceloneta, un ambiente ideal para invitar a tu pareja a una velada perfecta comiendo marisco de calidad. Obviamente he ido a ver sus ...

ARTICULO 12 motivos por los que debes comer en casa cocinar y comer en casa ...

12 motivos por los que debes comer en casa: cocinando tú, por supuesto! Si, ya se.. a quién no lo gusta salir a comer o a cenar fuera, pedir una pizza o comprar comida preparada? Pero la verdad-la verdad es que, como en casa, no se come en ningún sitio. Estamos perdiendo a marchas forzadas la sana costumbre de cocinar. Y, sin embargo, es un hábito que ayuda a mantener la salud.   “Pero para ...

Recopilatorio Entrantes Menú ...

Recetas de cocina ligeras 001, comida sana Siempre hay mucha gente que quiere, por necesidad o no, cuidar su alimentación por diversos motivos. Por ese motivo voy a iniciar una serie de recopilatorios con recetas ligeras para que tengáis opciones para escoger, ya que por experiencia se que el repertorio es realmente escueto. He tratado de confeccionar un menú de primer plato y luego a escoger entr ...