Las Creaciones de María José Idea guardada 27 veces
La valoración media de 20 personas es: Excelente

Pollo al vinagre



Los franceses tienen fama en todo el mundo por su amor a la buena comida y al vino, y durante años sus cocineros han creado platos que se han convertido en clásicos. Y no son sólo los cocineros los que hacen maravillas en los fogones; muchos de los platos preferidos de hoy día son platos tradicionales del campo que, con toda sencillez, se elaboran con ingredientes locales frescos.
La cultura de la gastronomía se les enseña a los niños franceses desde muy pequeños, y así aprenden pronto a mirar, oler, degustar y valorar lo que comen. El país disfruta de una gran variedad de paisajes, con montañas, ríos, fértiles llanuras, campos de cultivo y largas costas, y se autoabastece de los productos básicos.
Granjeros, cocineros y restauradores se aferran a las especialidades regionales y se resisten a seguir la nueva tendencia de la cocina de fusión.
El norte de Francia es una zona de llanuras azotadas por el viento donde crecen trigos y hortalizas, como puerros, guisantes o patatas. La famosa charcutería francesa y los patés provienen de esa parte del país. Las regiones de Alsacia y Lorena, en el noreste, pertenecieron tiempo atrás a Alemania, y allí se encuentras platos de influencia y nombres germánicos como la Choucroute con cerdo y salchichas. Con los excelentes vinos de Borgoña se elaboran grandes platos, por ejemplo, el clásico Buey bourguignon. En la cocina del oeste de Francia abundan platos hechos con los productos lácteos de Normandía y con la gran diversidad de pescado y marisco de la franja costera. En el centro crecen las mejores fruta y verduras, mientras que el sur ofrece los saludables ingredientes de diera mediterránea.

Y después de una resumen sobre la gastronomía francesa, tenemos que hacer como ellos en vez de comer para vivir ¡vivir para comer! y disfrutaríamos más lo que comemos.
Esta receta esta sacada de un libro de recetas francesas. La verdad es que esta riquisíma, pero sabe bastante a vinagre y a mi me encanta. Si no os gusta tanto el sabor a vinagre invertir la cantidad de vinagre con la del caldo de pollo.

Como siempre con la colaboración de La Pajarita. Para esta recete utilice la servilleta 40x40 Novotela Verde de tejido no tejido para hostelería, llamada técnicamente Spun Lace.

INGREDIENTES:
30 gr de mantequilla
1 cucharada de aceite de oliva
4 chalotes picados muy finos
1 cucharadita de ajo en polvo
8 muslos de pollo
sal y pimienta
200 ml de vinagre de vino blanco
50 ml de vinagre balsámico Pedro Ximéne de Sibari
150 ml de caldo de pollo
1 cucharada de concentrado de tomate
perejil picado para adornar

PREPARACIÓN:
En una sartén grande que tenga tapa, derrita la mantequilla con el aceite a fuego medio y rehogue la chalote con el ajo, sin parar de remover, 3 minutos. Sácalo de la sartén y reserva.
Sazona el pollo con sal y pimienta. Ponlo en la sartén hasta que este dorado por todos lados, si es necesario echar mas mantequilla o aceite.
Reserva el pollo. Vierte los vinagre y el caldo, llevalo a ebullición, raspando la sartén para disolver todos los juegos. Baja el fuego al mínimo y echa el concentrado de tomate. Echa otra vez los muslos de pollo y el sofrito de chalote en la sartén.
Tapa bien la sartén y cueza el pollo a fuego lento de 40 a 45 minutos o hasta que este tierno. Reparte el pollo en platos y adornalo con perejil.




Fuente: este post proviene de Las Creaciones de María José, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Ñoquis al pesto

Hoy os traigo una receta muy rica y sencilla con la ayuda de la Monsieur Cuisine. Los ñoquis están deliciosos de cualquier manera, probadlos seguro que os encantan. Bueno, deciros que me tomo un desca ...

Calabacines al horno

El calabacin no es una de mis verduras favoritas, pero esta receta estaba riquisima, es muy sencilla de preparar y además sana. Con la colaboración de La Pajarita. Para esta recete utilice la servill ...

Recomendamos