Vuelta y vuelta Idea guardada 49 veces
La valoración media de 54 personas es: Muy buena

Tabulé

Tabulé.



Después de estas semanas de vacaciones que nos hemos tomado, volvemos al ataque con más ganas que nunca y con nuevas recetas y, ¿qué mejor para celebrar el veranito que una rica ensalada?

El tabulé o tabuleh o, simplemente, ensalada libanesa es uno de los platos más populares de la cocina de oriente medio y el porqué es simplemente que es fácil, fresco y sabroso.

Ya sabéis cuánto nos gusta la cocina árabe y por supuesto este plato no iba a ser una excepción. Es perfecto para el tupper de la oficina o para solucionar una cena veraniega además de ser un acompañamiento estupendo para carnes o pescados.

La receta clásica es la que os traigo hoy pero hay innumerables variaciones. Eso sí, los ingredientes más importantes, el perejil y la hierbabuena, siempre deben estar presentes porque son los que le dan ese frescor tan característico.

Si no lo habéis probado aún, os recomiendo que os dejéis seducir por este plato. ¿Os he convencido?

¿Qué necesito?

1 vaso grande de cuscus
1 tomate grande
1 cebolleta pequeña
Hierbabuena fresca
Perejil fresco
1 limón
Sal
Pimienta negra
Aceite de oliva virgen
50 gr de aceitunas negras (opcional)
50 gr de pasas sultanas (opcional)

¿Cómo lo hago?

Primero preparamos el cuscus para que se vaya enfriando. Ponemos a hervir un vaso grande de agua con un poco de sal. Por otro lado, en un bol vertemos la misma cantidad de cuscus y cuando el agua hierva se la echamos por encima a la pasta junto con un chorro de aceite. Revolvemos bien y tapamos con un paño mientras se absorbe el agua (5 minutos aproximadamente).

Mientras tanto, picamos el tomate, la cebolleta, la hierbabuena y el perejil lo más finamente posible y se los añadimos al cuscus cuando esté frío.



Ahora vamos a preparar el aliño. Lo tradicional es hacerlo con zumo de limón y aceite pero si os parece demasiado ácido podéis usar lima o simplemente solo aceite.

Mezclamos bien dos cucharadas de zumo de limón con 5 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, un poco de pimienta negra recién molida y sal. Aliñamos el cuscus y lo dejamos reposar en la nevera durante media hora para que los sabores se mezclen bien y que esté bien fresquito.



¿Qué más necesito saber?



Como veis en la lista de ingredientes, yo he añadido aceitunas negras bien picaditas y pasas porque la combinación de todos esos sabores me encanta, pero es totalmente opcional.

Otro ingrediente que yo suelo añadir y que le da un toque muy bueno es la ralladura de un limón.



Fuente: este post proviene de Vuelta y vuelta, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Empanada de merluza

Empanada de merluza. Aunque la empanada es uno de los platos gallegos más conocidos, esta versión con merluza no es la más popular, al menos fuera de mi familia, porque dentro de los muros de casa, es ...

Tarta de melocotón

Tarta de melocotón. Los melocotones están de temporada y antes de que desaparezcan de nuestras cocinas hasta el año que viene, os traemos esta tarta que está riquísima, es fácil de preparar y por últi ...

Recomendamos