comunidades

Tarta de queso y uva al moscatel





                                                                                                                                                                                

Esta es  "mi primera vez"  y seguro que no la última que participo en la propuesta del " Recetario Mañoso ".
Como el ingrediente elegido por Isabel  la anfitriona de este mes  me ha gustado mucho, tanto por su sabor como por sus propiedades, no he dudado hacer y aportar esta rica tarta de queso y uva al moscatel que encontré hace años en el blog de María Lunarios.
Es una tarta con textura suave que enamora a cualquiera, además es muy fácil de hacer y no necesita horno.

Ingredientes para un molde de aprox. 20 cm:




Para la base:
150 galletas digestive.
60 gr mantequilla a temperatura ambiente.

Para la crema de queso uvas:
500 gr queso en crema tipo Philadelphia
250 gr chocolate blanco
250 gr leche entera
1 sobre de cuajada
uvas blancas y negras sin pepitas ( yo no tenía y las limpié , cortadolas por la mitad)

Para la gelatina al moscatel:
70 gr azúcar
70 gr agua
70 gr de vino dulce de moscatel
3 hojas de gelatina

Preparación



La base:

Trituramos las galletas hasta hacerlas polvo  las mezclamos bien con la mantequilla

Extendemos una capa uniforme sobre la base de un molde desmontable y reservamos en el frigorífico.

La crema de queso con uvas:

Si las uvas tienen pepitas primero las vamos a limpiar ( yo las corte en mitades)

Derretimos el chocolate y lo mezclamos con la leche templadita , la cuajada , el queso y el azúcar y batimos bien.

Ponemos en un cazo y sin dejar de remover llevamos a ebullición.

En cuanto empieza a hervir, retiramos del fuego.

Vertemos sobre la base de galletas e inmediatamente colocamos las uvas sobre la crema.

Dejamos cuajar en la nevera por lo menos una hora.

Para la gelatina moscatel:

Ponemos a hidratar la gelatina en agua fría.

Mientras se hidrata la gelatina, ponemos al fuego el agua y el azúcar y lo llevamos a ebullición.

Dejamos hervir unos minutos hasta obtener un almíbar ligero.

Retiramos del fuego y añadimos el vino y  la gelatina hidratada removiendo hasta su completa disolución.

Dejamos templar un poquito y vertemos con delicadeza sobre las uvas;  para evitar que el choro golpee directamente en la crema, suelo dejar que caiga primero sobre una cuchara y así se amortigua un poco el golpe.

Dejamos la tarta en el frigorífico para que la gelatina cuaje (mejor de un día para el otro)Espero que ELABORACIÓN



¿os apetece un trocito ?



Fuente: este post proviene de Tartas pasteles dulces y salados by MPop, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos