comunidades

Tarta de dulce de leche sin horno

En esta ocasión veremos paso a paso todo lo necesario para hacer una deliciosa Tarta Cheesecake de Dulce de leche. Es una tarta fría sin horno, refrescante, llena de sabor y muy fácil de preparar. Esta receta está explicada de forma sencilla, para que te sea fácil hacerla. Con este postre sorprenderás a tus invitados porque este Cheesecake está… de vicio!!!



Versión en PDF:

Dedicación:         15.    minutos

Cantidad:         6 – 8   personas.

Ingredientes

Molde de 20 cm

100 g galletas maría

50 g mantequilla

450 g queso crema

230 g Dulce de leche

90 g azúcar

200 ml nata (crema de leche) para montar (Crema para batir)

10 g gelatina en polvo = 6 hojas

50 g cacahuetes caramelizados o nueces

Preparación

Comenzamos preparando el molde, para ello colocamos papel de hornear en la base y para desmoldarla mejor podemos colocar una tira de acetato o papel de hornear por el borde del molde. Continuamos triturando las galletas, con una trituradora o con una bolsa y un rodillo. La mezclamos con la mantequilla derretida 30 segundos en el microondas o en un cazo. Distribuimos las galletas con mantequilla por el fondo, presionando con ayuda de una cuchara para que no queden poros. Reservamos en la nevera.

Ponemos a hidratar la gelatina en 3 cucharadas de agua fría. Echamos el queso crema en un bol y lo batimos ligeramente, para que suelte un poco. Añadimos el dulce de leche y el azúcar y mezclamos hasta que se integre. A continuación añadimos la nata (crema de leche) para montar y mezclamos de nuevo hasta que se integre. Por último calentamos la gelatina hidratada unos segundos en el microondas o la baño maría. Lo vamos añadiendo a la mezcla sin parar de remover hasta que se integre. Vertemos la mezcla en el molde cuidando de que quede bien repartida por la base. Le damos unos toques para que salgan las burbujas de aire y enfriamos en frigorífico hasta que endurezca la crema, unas 4 horas.

Una vez cuajada la tarta la desmoldamos soltando el aro del molde y quitando el acetato. La pasamos con ayuda de unas espátulas a la fuente donde la vamos a servir. Para decorarla repartimos por la superficie una cucharada de dulce de leche, haciendo una capa fina. Picamos los cacahuetes, los repartimos por la superficie y ya tememos la tarta lista para servir.

Consejos y trucos

Para la base de la tarta utilizamos galletas tipo maría, unidas con mantequilla fundida. Si vemos que queda muy seca podemos añadir un chorrito de leche.

Para que se aguante la tarta, por ser mucha cantidad, vamos a utilizar gelatina. Es 1 sobre de gelatina neutra =10 g, ó 12 g de grenetina, ó 6 hojas de gelatina (previamente hidratadas en agua fría) ó 4 g de agar agar.

Si utilizas gelatina en hojas, las dejas hidratar en agua fría unos 10-15 minutos. Calientas tres cucharadas de nata (crema de leche) que reservarías antes y añades la gelatina bien escurrida, removiendo hasta que se disuelva. La añades crema poco a poco sin parar de remover.

La nata (crema de leche) para montar se conoce también como crema de leche, crema de batir, crema para chantillí, crema doble, heavy whipping cream… y siempre debe ser de un contenido en materia grasa = MG mayor del 30%.






Fuente: este post proviene de Tonio Cocina, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Ensaladilla casera | Ensalada rusa

La Ensaladilla Casera es un plato muy socorrido tanto como aperitivo, como primer plato. Esta deliciosa receta sin horno, es muy fácil de preparar y tiene su mayor apogeo en épocas de calor, terraza, ...

Roscón de Vilalba | Corona de Andrade

El Roscón de Vilalba o también conocido como Corona de Andrade, es uno de los postres más sabrosos de la gastronomía gallega. Es una receta de la que se tienen conocimientos desde la Edad Media. Según ...

Recomendamos