comunidades

Láminas de alcachofas al horno

láminas de alcachofas al horno


Cómo me gustan las alcachofas… pero no sabía cocinarlas. Lo intenté una vez y fue un fracaso absoluto. Estaban durísimas, aunque la verdad es que tenían buena pinta. Había visto una foto en Instagram y explicaban muy brevemente cómo se preparaban. Seguí sus indicaciones pero no había forma de comerse esas alcachofas al horno que tan buena pinta tenían.

Así que recurrí a la sabiduría de mi madre y le pregunté cómo se preparar y cocinan las alcachofas. Me explicó que hay que pelarlas muy bien (hay que quitar bastantes capas), rebajar la parte que queda cerca del tallo con la ayuda del pelapatatas  y cortar las hojas de arriba. Además, yo las había comprado pequeñas y las metí al horno tras hacerles una mini limpieza de hojas exteriores. Y resulta que primero hay que hervirlas. Gran error de novata.

Así que me he puesto manos a la obra, siguiendo al pie de la letra todos los consejos de mi madre y creo que el resultado es evidente. En casa las hemos tomado como aperitivo según han salido del horno (¡previa espera para hacer las fotos!) pero se pueden tomar como acompañamiento de una carne o pescado. También se pueden acompañar de una ligera vinagreta de aceite de oliva virgen extra y limón si te gusta.

También he aprovechado los restos que me quedaron para un mediodía: simplemente calentando en las láminas de alcachofas en una sartén con un poquito de AOVE, unas angulas sucedáneas y unos ñoquis rellenos de pesto sin gluten y me quedó un plato combinado riquísimo.

plato combinado con alcachofas al horno


¿Te gustan las alcachofas?

Te dejo otras dos recetas con alcachofas (en ambos casos son corazones de alcachofas de lata o bote de cristal):

Queso brie envuelto en hojaldre

queso brie envuelto


Dip de alcachofas y queso parmesano

dip alcachofas y parmesano


INGREDIENTES: 
- 8 alcachofas frescas
- aceite de oliva virgen extra
- sal y pimienta
- especias aromáticas (opcional)
- zumo de limón

PASOS:
1. Pelar bien las alcachofas, cortar el exceso del tallo y rebajar las hojas de arriba. Queremos quedarnos con el corazón de la alcachofa para que quede bien tierna. 
2. Hervir en agua con un poco de limón y sal. Enseguida se oxidan pero como van al horno después, no te preocupes.
3. Paso importante: escurrir muy bien el agua de las alcachofas. Yo las he dejado en el colador mientras se enfriaban y luego las he escurrido con la mano. 
Con un cuchillo bien afilado, laminamos cada alcachofa en tres o cuatro láminas, según lo gorditas que sean. 
4. Coloca las alcachofas en la bandeja del horno (con un papel de hornear) y salpimienta, echa un poco de aceite, zumo de limón y si quieres echar alguna hierba aromática, es el momento. 
5. Hornea 15 minutos a 200º con aire arriba y abajo. Los dos últimos minutos pon la función de gratinar para que queden un poco crujientes. Vigila que no se quemen. 

 

Esta entrada Láminas de alcachofas al horno fue escrita por Adriana Aparicio también autora de funtimeingles.com que ahora trae su contenido a Manualidades Sin Gluten.  

GuardarGuardar
Fuente: este post proviene de Manualidades Sin Gluten, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Si te gustan los helados de fruta, vas a alucinar con la cremosidad de este helado de kiwi y aguacate. Es muy fácil de hacer y toma nota, porque es: sin gluten sin lácteos sin azúcar Esta receta es e ...

Hoy traigo una recopilación de las top 10 recetas de chocolate: vuestras recetas favoritas sin gluten y bajas en carbohidratos. Si eres #chocolatelover , aquí seguro que vas a encontrar alguna receta ...

Hoy te traigo otra receta de helado, cargada de fruta y chocolate: unos mini magnum keto de frambuesa con deliciosa cobertura de chocolate y macadamias. Son aptos para la dieta keto, así que no llevan ...

Recomendamos