comunidades

Mini quiche de rabo de vacuno



Pongo rabo de vacuno porque aunque tanto en restaurantes como en supermercados nos lo vendan como rabo de torono hay toros para tantos rabos. Normalmente suele ser ternera o vaca. Es como cuando nos venden buey y encima está barato pues siento decepcionaros pero no es buey. Hay pocos y son caros. Pero seguro que lo que te venden está rico. No digo yo que no.

Esta receta es bastante laboriosa, pero el resultado vale la pena. Para no hacer todo el proceso seguido podéis tener masa quebrada en vuestro congelador, y el guiso de rabo de toro puede ser una manera de aprovechar las sobras de algún día.



Vamos con la receta:

Para la masa quebrada:

Podemos comprarla o bien podemos hacerla. Cualquiera de las opciones es válida, aunque la casera además de fácil tiene un sabor que la del super no logra igualarla.



200 gramos de harina

100 gramos de mantequilla fría

1 huevo

4 gramos de sal

Una pizca de azúcar (para que le dé color en el horneado).



Antes de nada, comentaros una cosa importante, y es que la masa no hay que trabajarla en exceso. De esta manera no desarrollará el gluten y no quedará elástica.

En un bol ponemos la harina y con las manos la mezclamos con la mantequilla troceada. Nos quedará una mezcla arenosa. Incorporamos el resto de ingredientes: la sal, el azúcar y el huevo y seguimos mezclando hasta formar una bola. Es una masa que se hace en un par de minutos. Dejamos reposando tapada en el frigorífico durante un mínimo de una hora para que se endurezca. Yo suelo dejarla hasta el día siguiente o incluso la congelo para acortar el tiempo en las elaboraciones.

Con un rodillo extendemos un trozo de la masa entre dos papeles de horno. El truco de los papeles es infalible para que no se pegue y para facilitar el trabajo. Yo lo hago con todas las masas.

Para transferir la masa a los moldes o aros elegidos podemos voltear el papel sobre el molde, o también semienrollar la masa en un rodillo, la trasladamos sobre el molde y desenrollamos cubriendolo. Con la mano apretamos para ajustarla y cortamos con un cuchillo el sobrante del borde del molde. Pinchamos la base con un tenedor (para evitar que suba cuando la horneamos) y dejamos en el frigorífico de nuevo para que se endurezca.

A la hora de “hornear en blanco” (esto es cocer la masa sin el relleno para evitar que por abajo nos quede blanda y poco cocinada), cubrimos cada aro con papel de horno arrugado para que se más manejable y llenamos con legumbres (esto también evitará que la masa suba y se deforme). Horneamos a 180°c hasta que empiece a coger color (unos 10 minutos). No hay que hornearla del todo porque luego volverá al horno con el relleno.



Rabo de vacuno:





1 Cebolla

2 zanahorias

1 pimiento rojo

2 tomates

2 dientes de ajo

Azúcar

Sal

Tomillo o Romero

1 clavo

2 hojas de laurel

Rabo



El rabo siempre lo venden troceado, así que lo salpimentamos y pasamos cada trozo por harina. Calentamos una sartén con aceite y los doramos por todas sus partes. Reservamos sobre papel absorbente.

En una cazuela con un poco de aceite ( puede ser un poco del que hemos dorado la carne) pochamos las verduras cortadas. Por orden de dureza sería primero la cebolla, el ajo, luego la zanahoria y después el pimiento. En este momento podemos incorporar también las hierbas aromáticas. Por último cuando ya esté todo medio tierno añadimos los tomates triturados. Salamos y dejamos hacer. La sal se añade en este momento, pues si la añadimos antes la verdura empezará a sudar y se cocerá en vez de sofreirse. La acidez del tomate se puede contrarrestar añadiendo un pelín de azúcar.



Añadimos el rabo de vacuno que teníamos reservado y cubrimos con vino tinto. Añadimos el clavo y el laurel y subimos el fuego para que empiece a hervir. Dejamos unos minutos para que se evapore la mayor cantidad de alcohol posible y bajamos el fuego para dejarlo haciéndose unas 3 horas aproximadamente, hasta que al pinchar la carne está se desprenda del hueso. Si durante la cocción se nos queda con poco líquido podemos añadir agua.

Apagamos el fuego, retiramos momentáneamente el rabo y definitivamente el laurel y trituramos la salsa. Volvemos a añadir la carne y reservamos hasta el día siguiente. Esto lo hago por dos razones, la primera porque todos los guisos están mucho mejor al día siguiente, y la segunda es porque una vez que está frío lo meto en la nevera. Por la acción del frío el aceite se queda coagulado en la superficie y me resulta mucho más fácil para desgrasar el guiso.



Para el cremoso de boniato:





2 boniatos

Sal

Pimienta

Especias

Aceite de oliva virgen extra



Asa los boniatos a 180°c hasta que estén tiernos. Puedes comprobar si lo están pinchando con un palillo.

Los pelamos y chafamos con un tenedor en un bol. Agrega sal, pimienta y especias al gusto. Yo le pongo: ajo en polvo, jengibre y nuez moscada. Ten cuidado y no te pases con ellas. Es mejor añadir un poco de cada, probar y entonces añadir más si lo creemos necesario. Mientras removemos, vertemos aceite de oliva en pequeñas tantas hasta lograr la textura que queremos.

Reservamos en frío.



Ahora sí que si vamos con la quiche:



4 huevos

200 ml nata (crema de leche) (35%mg)

Sal, pimienta y nuez moscada

Queso Idiazabal



Trituramos los huevos, la nata (crema de leche), la sal, la pimienta y la nuez moscada.

Forramos con papel de plata cada tartaleta por su base y los bordes para impedir que pueda escapar algo del líquido por algún pequeño agujero.

Sobre las tartaletas horneadas en blanco ponemos una base de la carne desmigada del rabo mezclada con un pelín de la salsa para darle mas jugosidad. Cubrimos con la mezcla de huevos y nata (crema de leche) hasta el borde y horneamos a 180°c durante unos 25 minutos. Tiene que quedar la superficie dorada y el relleno firme. Para comprobarlo pincháis con un palillo y si no está cuajado dejáis unos minutos más.

Pasamos un cuchillo por el borde de cada quiche para despegarla del molde y poder quitarlo.

Hacemos finas lonchas de queso Idiazabal y cubrimos la superficie de cada quiche con el. Metemos al horno de nuevo para que se gratine.







Emplatado:

Con dos cucharas hacemos una quenelle de cremoso de boniato y lo colocamos sobre la quiche.

También pinchamos una pipeta rellena con la salsa del guiso de rabo y decoramos con perejil.

En este caso yo decoré también con rabanitos y cebolla encurtida.



Fuente: este post proviene de Blog de tapasconestilo, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

“Pollo en escabeche, gelatina y pétalos de rosa sobre taco de hoja de lechuga” Con un delicado aroma a rosas que le aporta elegancia, con este taco nos pringaremos las manos. Pero su sabor único y dif ...

Tenía ganas de hacer algo con la longaniza de Graus que tantas veces he comido y que siempre que voy a mi tierra me traigo. En la comarca de la Ribagorza (Huesca) tenemos la suerte de tener muy buenos ...

Pongo rabo de vacuno porque aunque tanto en restaurantes como en supermercados nos lo vendan como rabo de torono hay toros para tantos rabos. Normalmente suele ser ternera o vaca. Es como cuando nos v ...

Etiquetas:

Recomendamos

Relacionado

Guisos de cuchara Reto Desafío en la Cocina

La carne de vacuno se divide en cortes de primera, segunda y tercera categoría. La falda, el pecho, el pescuezo y el rabo son carnes que corresponden a la tercera categoría. El rabo de buey tiene un alto valor alimenticio, y además tiene la característica de que es pesada de digerir, por lo que este plato se puede servir como plato único acompañado de una ensalada. Con esta receta participo en el ...

segundos cocina casera como preparar estofado ...

Estofado de Rabo de Buey El Forner de Alella y Carmen prepararán un delicioso Estofado de Rabo de Buey a la Bourguignon macerado con Vino Tinto y guisado a fuego lento. Es un plato exquisito, que hará las delicias de vuestros invitados Ingredientes: 2,5 kg. De Rabo de Buey 2 Cebollas 2 Zanahorias 150 grs. Panceta de Cerdo 50 grs. Mantequilla 1 litro Vino Tinto Aceite de Oliva 3 ...

recetas de primeros carnes navidad ...

Sabiendo que este fin de semana estaría de mudanza en el que será mi nuevo hogar en Úbeda, la semana pasada me di el capricho de hacerle un homenaje a mi querido Cesar (BLOG; UN PAR DE GUINDILLAS), asaltado de este mes e inventor de la croquetización y de los bizcochos de albahaca, llevando su doctrina a mi cocina y croquetizando un colosal plato de su blog “Rabo de Buey”. El plato en ...

recetas de segundos a cocinar

Se dice que el estofado de rabo de buey ya se preparaba en la época romana y se cita a Marcus Gavius Apicius y su De re coquinaria como fuente. Bien pudiera ser, aunque la forma en que hoy se hace, y que tan típica es en muchos lugares de Andalucía, se remonta sólo a finales del siglo XIX. Sea como sea, es una de las rectas tradicionales no sólo de la cocina andaluza sino de otras regiones españ ...

ARCHIVOS DE COCINA Casquería COCINA AL VACÍO (SOUS VIDE) ...

El rabo de buey es un clásico en la gastronomía de varios países, no es más que la cola, ya sea, del buey, vaca, ternera o incluso toro. Podrás usar la cola de cualquiera de estos animales para hacer esta receta de Rabo de buey (sous vide). Es una pieza con no mucha carne, pero al tener una buena cantidad de colágeno la hace muy sabrosa, ya sabemos que las piezas con fibra o músculos son muy usado ...

general guisos y estofados legumbres

Vamos con otro guiso suculento, nutritivo y deliciosamente reconstituyente para estos fresquitos días de los que ya disfrutamos. La carne del rabo de buey tiene un elevado contenido en hierro y en vitaminas del grupo B y es muy rica en grasa intramuscular, lo que la confiere un acabado muy jugoso y una textura melosa muy adecuada para un guiso como este. Es, eso sí, un plato no apto para dietas, ...

general buey carne ...

Pues continuamos con platos calóricamente cargados para combatir el frío. Hoy cocinamos un plato de carne recurrente en casa en ocasiones especiales, el rabo de buey. El rabo de buey es un plato tremendamente fácil de cocinar, lo único que hay que tener para conseguirlo en su punto es PACIENCIA. Aunque lo podemos hacer en la olla express yo siempre que lo he cocinado lo he realizado de manera trad ...

recetas de primeros carnes

Buenos días amigos!!!!! San lunes. La semana santa finalizando y vosotros, ¿ Habéis podido descansar ? Me encantaria deciros que yo si, pero la verdad es otra...como es habitual en mi, suelo hacerme con los virus que deambulan en el ambiente en días de fiesta...para no poder disfrutarlos como me gustaría. Estoy con un trancazo tremendo, tosiendo, pegada a los pañuelos y al ibuprofeno...vamos que h ...

cocina tradicional guisos música ...

Plato espectacular y en mayúsculas el que traemos hoy al blog. Un maravilloso rabo de buey estofado, este plato está hecho muy poco a poco, aproximadamente 4 horas además para conseguir el punto justo de este plato yo recomiendo que se coma de un día para otro que es cuando el guiso coge mayor consistencia. Esta receta viene acompañada de un video. Espero que os guste.VIDEO. INGREDIENTES. 1 Kg. ra ...

albondigas alubias guisos ...

Día 11 de confinamiento, todavía pinto esto bastante mal, nos advierten que lo peor está todavía por llegar, mientras tanto nosotros cumpliendo a rajatabla las normas e intentando comer lo mejor posible. Hoy cocinamos un plato de legumbre. Alubias blancas con albóndigas de rabo de toro. VIDEO. INGREDIENTES. GUISO DE RABO DE TORO. 1 kg. rabo de vacuno. 2 tomates. 4 dientes de ajo. 1 cebolla. 1 pue ...