comunidades

SOLOMILLO DE CERDO IBERICO CON MORAS



El solomillo ibérico es una carne exquisita, que está buena simplemente a la plancha, y que solo con adornarla  un poquito se puede convertir en un plato de fiesta fabuloso. En casa nos gusta a casi todos, porque mi marido no es muy amante del solomillo. En el blog hay muchas recetas de solomillo ibérico y también de otras carnes de cerdo ibérico, esto es porque tenemos cerca Emjamesa que tiene una carne estupenda, bueno y unos jamones que ni te cuento, todo lo que tienen está muy bueno, además son todos muy amables, si pasáis por aquí no dudéis en ir a visitarlos que seguro que no os vais a arrepentir.

Tengo que subir un día al blog el Ala de cabecero con tomate y pimientos, la carne queda tan tierna que es un autentico lujo (por lo buena que queda), eso si hay que ir con una buena barra de pan.

Me estoy liando, vamos ya con la receta, por cierto para Navidad os puede venir muy bien, Necesitamos:




2 solomillos

1 cebolla

1 diente de ajo

1 vaso de vino blanco

1 vaso de caldo de ave

4 cucharadas de mermelada de moras (otra que tengo pendiente de subir)

1 cucharada de postre de harina de maíz (maicena).

Aceite de oliva virgen extra

Sal y pimienta






Cortamos el solomillo en medallones de aproximadamente unos 3 cm de grosor, salpimentamos, en una sartén con un poco de aceite sellamos los solomillos dorándolos un par de minutos por cada lado, los retiramos y reservamos.

Añadimos un poco más de aceite a la sartén, pelamos el diente de ajo y lo cortamos en trocitos pequeños, lo ponemos a dorar sin que llegue  a coger mucho color, pelamos la cebolla y la cortamos en juliana fina, la añadimos a la sartén con un poco de sal y dejamos que se vaya pochando a fuego lento hasta que empiece a tomar color.

Vertemos el vaso de vino en la sartén de la cebolla y dejamos reducir a la mitad, ponemos también la mermelada de moras y el caldo de ave, dejamos cocinar a fuego lento unos 10 minutos, pasado esté tiempo podemos hacer dos cosas:

La primera dejar la salsa tal cual y añadir la cucharadita de maicena disuelta en un poquito de agua, poner los solomillos y cocinar durante 4 minutos, esta ha sido mi opción, pero si no os gusta encontrar trozos y mucho menos las molestas semillas de las moras podemos hacerlo de la siguiente forma:

Trituramos la salsa con la batidora y la pasamos por el chino o en su defecto un colador para quitar todas las semillas, volvemos a poner la salsa en la sartén, añadimos la maicena disuelta y los solomillos y cocinamos los 4 minutos. De esta forma os quedará una salsa más fina y que les gustará también a los niños.



Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Tarta de manzana alemana

Probando nuevas formas de hacer una tarta de manzana, esta además de ser visualmente diferente lo también de sabor y textura. Si tengo ocasión de hacerla de nuevo, le haré en un molde redondo y con al ...

Ensalada de brócoli y manzana con nueces

En casa hay división de opiniones con respecto al brócoli, a unos nos gusta y en cambio otros no lo pueden ni ver. Como a mí me gusta me gusta mucho intento hacerlo de tanto en tanto con nuevas receta ...

Supersopa de pollo

Porqué esta sopa es una super sopa, pues por varias razones, es muy pero que muy económica, es muy sabrosa, encima si la haces en la olla de cocción lenta la dejas toda la noche y por la mañana tienes ...

Etiquetas: recetas de segundos

Recomendamos