Idea guardada 12 veces
La valoración media de 2 personas es: Muy buena

Torrijas

DSC02817


Como no falta mucho para Semana Santa, he pensado empezar mi serie particular de recetas destinadas a esta festividad con una de las más tradicionales en España y fuera de ella. Las torrijas aparecen ya documentadas en el S XV donde se dice que se utilizaban para que las parturientas se recuperasen del parto más rápidamente.
Su asociación posterior a la Cuaresma se debe a que en esta época al no poderse comer carne,  el consumo de pan también disminuía considerablemente a pesar de que las familias elaboraban la misma cantidad y para aprovecharlo preparaban tan suculento dulce.

Tiene multitud de variantes internacionales, así por poneros algún ejemplo, en Francia las llaman pain perdu (pan perdido), en Reino Unido french toast (tostada francesa), arme Ritter( caballeros pobres) en Alemania o rabanadas en Portugal, donde se preparan de forma muy similar a España.
Fuera de Europa también encontramos variantes de este sencillo postre, así en Argentina y Uruguay reciben el nombre de torrejas, en Colombia, Chile, Ecuador y Perú se llaman tostadas francesas y en Méjico pan francés.
Es una receta sencillísima de hacer, que no necesita muchos ingredientes y además son de los que solemos tener habitualmente en nuestra despensa. Únicamente necesitaremos prever el tener una barra de pan del día anterior o  bien comprar una barra de pan especial para torrijas.

DSC02812


De las torrijas, como ocurre con el Tiramisú por ejemplo, vais a encontrar infinidad de recetas diferentes elaboradas también con distintos ingredientes, aunque normalmente verás que todas tienen en común pan,leche, huevos y azúcar. La que yo os muestro a continuación es la que más nos gusta en casa, además me recuerda mucho a las que hacía mi abuela en estas fechas. La llevo haciendo igual desde hace tiempo, desde que vi la receta en pequerecetas, la probé y me encantó. He hecho una parte de ellas eso sí,con almíbar de miel y la otra rebozándolas únicamente en azúcar y canela, ambas están espectaculares os lo aseguro, así que podéis hacer unas u otras o como yo he hecho, podeís hacer las dos.

Por supuesto, tenemos la versión sin gluten, ya que sustituyendo la barra de pan por una barra de pan sin gluten, el resto de los ingredientes, son completamente aptos para celíacos.

INGREDIENTES:

Para las torrijas:

1 barra de pan del día anterior o 1 barra de pan de torrijas

1 litro de leche

4 cucharadas soperas de azúcar

piel de un limón

una rama de canela

azúcar y canela para rebozar

aceite de oliva virgen para freír las torrijas
para el almíbar de miel:

100 gr. de azúcar

20 gr. de miel

165 ml. de agua

una cucharada de brandy
ELABORACIÓN:

Vamos a empezar haciendo el almíbar de miel para que le demos tiempo a que se enfríe. Para ello pondremos en un cazo el azúcar, la miel y el brandy y llevaremos a ebullición. Dejaremos que cueza a fuego medio hasta que la mezcla adquiera un color parecido al caramelo. Añadiremos el agua con mucho cuidado de no salpicarnos. Removemos bien y dejamos que hierva a fuego lento durante 10 minutos más. Retiramos del fuego y reservamos.

En otro cazo ponemos la leche con el azúcar, la piel de limón y la ramita de canela y llevamos a ebullición. Cuando rompa a hervir retiramos y esperamos a que se temple un poco ya que si echamos la leche tan caliente, el pan se nos rompería.

Cortamos el pan en rebanadas de aproximadamente 2 cm.

20140314_172348


4. Disponemos las rebanadas en una fuente y vertemos por encima la leche ya templada.

20140314_172711


5. Rebozamos en huevo batido y freimos en abundante aceite caliente hasta que se doren por ambos lados.

20140314_173658


6. Disponemos las torrijas sobre papel absorbente para quitarles el exceso de aceite y aún calientes, las rebozamos por una mezcla de azúcar y canela. Y si has optado por hacer el almíbar, lo añadiremos por encima de cada torrija.

DSC02815

Estas están rebozadas en azúcar

DSC02818

Y estas con el almíbar

DSC02820


DSC02819


ALGUNAS ACLARACIONES:

En mi casa les encanta comerlas templadas y con una bola de helado de vainilla encima. Meten 20 segundos la torrija en el microondas y acto seguido le ponen la bola de helado. Están muy buenas así también, aunque a mi personalmente me gustan más sin helado, frías o templadas, acompañadas de un café o un té en cualquier momento del día son un reconstituyente perfecto.

La cucharita es de Pic Plates ya os hablé de esta tienda online en la entrada del Angel Food. Os recomiendo que le echéis un vistazo porque tienen cosas preciosas para cualquier evento que tengáis previsto.
 

 

 

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Cookies en sartén con helado

Cada vez que veo este postre en la carta de un restaurante (de comida americana por lo general) confieso que estoy deseando que se termine la comida para poder pedirlo inmediatamente (sí, yo soy de la ...

Batido de Te Chai

Si os gusta el te helado, en concreto el Te Chai Latte, este batido os va a dejar sin respiración porque me temo que os lo vais a querer tomar de un solo trago. Yo, sinceramente me he tenido que conte ...

Pastel de zanahoria en copas

Y os preguntaréis por qué en lugar de hacer una tarta de zanahoria en condiciones con sus tres pisos incluidos, tan vistosa ella y tan bonita, se me ocurre meterla en unas minicopas, que aunque está i ...

Helado de Vainilla

A veces uno empieza a hacer las cosas por lo más complicado y se da cuenta de que lo sencillo a veces es la clave de muchas cosas. Y es justamente lo que me ha pasado con los helados. De hecho el hela ...

Recomendamos