comunidades

Cómo congelar frutas y verduras

Hoy en día encontramos en el mercado todo tipo de verduras y frutas congeladas. Aún así, no está de más conocer su técnica de congelación, muy sencilla, que nos permitirá congelar producto de temporada para consumir más adelante. La congelación de los alimentos nos permite organizar y elaborar nuestras compras con mucha antelación, con el consiguiente ahorro de trabajo, tiempo y dinero. Los alimentos congelados no tienen por qué perder su frescura ni sus cualidades nutritivas.

congelate
Utensilios de plástico o vidrio para la congelar la fruta y la verdura
Los productos frescos no siempre están disponibles, por lo que, en ocasiones, los congelados pueden ser una buena alternativa. Así pues, por ejemplo, podemos congelar unos champiñones para poner directamente en un guiso o unas fresas o frambuesas para preparar un batido en el momento que nos apetezca.

Cómo congelar las verduras

La congelación de las verduras requiere una ligera preparación de las mismas. Y habrá que envasarlas y etiquetarlas. Como norma general los productos deberán estar limpios y secos y se habrán eliminado los desechos. Los trozos más grandes es aconsejable dividirlos en porciones más pequeñas para que, de este modo, podamos descongelar sólo la cantidad que vayamos a consumir.

El envasado protegerá de las deshumificación. Los materiales para envasado deberán ser impermeables como el aluminio en rollos, los recipientes de aluminio, plástico o cristal. Todos los envases o paquetes deberán cerrarse herméticamente y las envolturas irán ceñidas al alimento de tal modo que no puedan formarse bolsas de aire. Los recipientes de aluminio, plástico o cristal irán siempre cerrados y nunca deberemos llenarlos completamente para evitar su rotura por dilatación del contenido. Hay que etiquetar siempre el contenido indicando qué contiene y la fecha en la que se congela.

La técnica de descongelación también es muy importante para que el alimento recupere todas sus características de calidad y sabor. Para descongelar los productos que se consumen crudos, como algunas frutas, deberán introducirse en el frigorífico y no directamente pasarlos a temperatura ambiente.

Verduras:

Conviene congelar únicamente verduras frescas y de buena calidad. Muchas de las verduras deberán escaldarse previamente en agua hirviendo e inmediatamente después sumergirlas en agua fría. Se escurren y se envasan en recipientes rígidos o en bolsas de plástico procurando que quede la menor cantidad posible de aire dentro del envase.

Las verduras congeladas nos permiten consumir la cantidad deseada y conservar el resto en el congelador, ayudando así a reducir el desperdicio de alimentos.

La verdura que debe cocerse antes de servirla tiene la ventaja de que podemos utilizarla congelada ya que podremos echarla directamente en agua hirviendo.  Para la verdura que hayamos escaldado antes de congelarla el tiempo de cocción será un tercio menor que el normal.

La verdura congelada puede conservarse en algunos casos hasta 1 año.

Estas son algunas verduras y su forma de preparación antes y después de descongelar:

Alcachofas: quitar hojas externas y tallos, cortar las puntas y lavarlas en agua fría. Escaldarlas, introducirlas en agua hirviendo con un poco de zumo de limón, durante unos 7 minutos. Enfriar y escurrir. Envasarlas en recipientes sólidos, no en bolsas. Para descongelar hervir en agua salada durante 10 minutos o hasta que las hojas estén tiernas.

Apio: Mejor tallos jóvenes y firmes. Quitar las bases y las hojas. Trocear y escaldar unos 3 minutos. Enfriar y escurrir. Envasar en bolsas de plástico o recipientes sólidos, cubiertos con parte del agua donde se han escaldado. Puede descongelarse a temperatura ambiente durante 1 hora y añadir a guisos y estofados.

Berenjenas: Lavar, quitar el tallo y cortar a rodajas. Escaldar 4 minutos en agua salada y guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar en agua salada.

Calabacines: Mejor tiernos. Lavar, quitar puntas y trocear en rodajas. Escaldar un minuto y escurrir. Guardar en recipientes sólidos. Se pueden cocinar sin descongelar.

Coles, coles de Bruselas y lombardas: Quitar hojas exteriores y lavar. Trocear las coles y lombardas en trozos más pequeños. Escaldar 3 minutos enfriar y escurrir. Guardar en bolsas de plástico. Para consumirlas hervir sin descongelar en agua salada 8 minutos.

Coliflor(conservar sólo hasta 6 meses): Lavar y trocear. Escaldar 3 minutos en agua con zumo de limón. Dejar enfriar y escurrir. Guardar en bolsas de plástico. Para consumirlas hervir sin descongelar en agua salada 8-10 minutos.

Champiñones: Lavar y trocear. Saltear en aceite o mantequilla. Enfriar y guardar en recipientes rígidos. Guisar sin descongelar con un poco de aceite o mantequilla o añadir directamente a guisos y estofados.

Espárragos: Eliminar partes duras del tallo. Lavar y trocear. Escaldar durante 2 minutos (los de tallo delgado) o 4 minutos (los de tallo grueso). Guardar en bolsas de plastico o recipientes rígidos. Para su consumo hervir sin descongelar unos 5 a 8 minutos según su grosor.

Espinacas: Mejor hoja tierna. Recortar los tallos. Lavar y escurrir. Escaldar 2 minutos. Enfriar y escurrir. Guardar en recipientes rígidos. Cocinar sin descongelar en aceite o mantequilla.

Guisantes: Escaldar 1 minuto. Enfriar y escurrir. Guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar en agua salada durante 7 minutos.

plant-fruit-meal-food-ingredient-produce-1121749-pxhere.com


Judías verdes: Cortar las puntas, lavar y trocear. Escaldar 3 minutos y guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar en agua salada durante 5-7 minutos.

plant-dish-food-green-produce-vegetable-1179424-pxhere.com (1)


Nabos: Mejor tiernos. Pelar y trocear. Escaldar 2 minutos y escurrir. Guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar en agua salada unos 5 a 10 minutos.

Pimientos: Quitar el tallo. Trocear y retirar las semillas. Guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar unos 5 minutos.

Zanahorias: Mejor tiernas. Cortar el tallo. Pelar. Escaldar, a trozos o enteras, 5 minutos. Enfriar y escurrir. Guardar en bolsas de plástico. Para su consumo hervir sin descongelar en agua salada unos 8 minutos.

Podemos utilizar cualquier forma de elaboración con las verduras congeladas pero una de las opciones más saludables, sin tener que descongelar previamente, es cocinarlas al vapor (las podemos tener listas en 5 minutos) o cocidas. También podemos saltearlas directamente con un poco de aceite.

Frutas:

Congelaremos sólo fruta en su punto óptimo de calidad y maduración. Hay que lavar la fruta en agua fresca, enjuagarla y secarla cuidadosamente. Los frutos blancos, como fresas y frambuesas mejor no lavarlas si no es necesario. Guardaremos la fruta en la nevera hasta el momento de su congelación.

Para congelar fruta hay tres sistemas: en seco, con azúcar  y en almíbar.  La congelación en seco es apropiada para bayas, como las uvas. La congelación con azúcar es apropiada para frutos blandos como fresa y frambuesa. En almíbar congelaremos la fruta que queramos servir cruda.

Congelación en seco: Se guarda la fruta en recipientes sólidos, colocando la fruta con cuidado sobre papel de aluminio.

Congelación en azúcar: Se guarda la fruta en recipientes sólidos mezclandola con azúcar en proporción de 250 gramos de azúcar por cada kilo de fruta.

Congelación en almíbar: Preparar un almíbar. Verter azúcar en agua hirviendo, en proporción 1:1, removiendo hasta que se disuelva por completo. Añadir la fruta. Conservar en recipientes rígidos dejando un centímetro sin llenar.

Estas son algunas frutas y su forma de preparación:

Albaricoques: Se sumergen en agua hirviendo 30 segundos y se pelan. Quitar el hueso y trocear. Congelar en almíbar y envasar en recipiente rígido.

Cerezas: Quitar el rabo, lavar y secar. Congelar en seco. Pueden congelarse también en azúcar o almíbar. Envasar en recipiente rígido.

Ciruelas: Lavar en agua fría. Cortar y eliminar hueso.  Congelar en almíbar y envasar en recipiente rígido.

Fresas y frambuesas: Congelar en seco o en azúcar. En bolsas o en recipientes rígidos.

frutos-rojos-congelados.jpg


Manzanas: Pelar y trocear. Escaldar en agua con limón 1-2 minutos y escurrir. Congelar en seco o en azúcar.  En bolsas o en recipientes rígidos.

Melocotones: Pelar, cortar y eliminar hueso. Rociar trozos de melocotón con zumo de limón para que no se ennegrezcan. Congelar en almíbar y envasar en recipiente rígido.

Melones: Cortar por la mitad. Eliminar semillas. Cortar la carne en trozos regulares de 3×3 cm. Congelar en almíbar y envasar en recipiente rígido.

14a_156.jpg


Piñas: Pelar y cortar en rodajas. Se envasan en recipiente rígido separando cada rodaja con film transparente. También se puede congelar en almíbar.

Uvas: Separar del racimo. Lavar y congelar en almíbar en frascos de vidrio o recipiente rígido.

Descongelar la fruta, en el mismo envase en la que se ha congelado, dejándola 6 horas en la nevera. 

Fuente: este post proviene de COMMEMEMUCHO, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Con estos espaguetis con rape conseguiréis  un plato muy completo y de un gran sabor.  La receta no cuesta nada de preparar y el resultado es excelente. La belleza de esta receta es la rapidez y la se ...

Lasaña de verduras es lo que haces cuando quieres comer algo contundente pero con lo que no te sientas excesivamente culpable por las calorías pero que sea reconfortante y delicioso  ¡de verdad que no ...

El ingrediente estrella de las croquetas de sobrasada, claro está, es la sobrasada de Mallorca La sobrasada es el  embutido más conocido de las Islas Baleares, dentro y fuera de nuestras fronteras. Po ...

Los españoles hemos utilizado almendras en postres y salsas durante siglos. De todo, desde bienmesabes hasta  polvorones, panellets … y, cómo no, estos almendrados que también se preparan en la ...

Recomendamos

Relacionado

Trucos congelar verduras qué verduras se pueden congelar ...

¿Todavía no sabes que las verduras se pueden congelar? Si has comprado una gran cantidad de verduras en el supermercado o tu vecino te ha regalado una bolsa llena de calabacines, zanahorias, guisantes, judías, etc. de las que cultiva en su propio huerto, a continuación te mostraremos cómo debes congelarlas para aprovecharlas durante más tiempo. Congelando las verduras, evitarás el desperdicio alim ...

Varios alimentos congelación ...

A veces nos pasamos comprando o vemos una oferta y para aprovecharla compramos más de lo que podemos consumir de forma inmediata. Pero para que no se estropee la única solución es congelar. La mayoría de los alimentos se pueden congelar, salvo excepciones. Lo que además de hacernos ahorrar dinero, si lo congelamos del modo correcto nos puede ayudar a ahorrar también tiempo, que a veces es igual o ...

Frutas Congelar frutas Frigorífico

Amigos lo prometido es deuda, así que en nuestro segundo post les seguiré dando ideas para congelar frutas. ¿Como congelar frutas? Lavarlas muy bien en agua fría. Pele, corte, etc. según como las quiere a preparar. No utilice recipientes metálicos. Muchas frutas cambian de color al exponerse al aire, por lo tanto, sumérjalas en agua acidulada (1 cucharadita de jugo de limón por ¼ litro de agua) du ...

Carnes Mariscos Pescados ...

Amigos, ¿cómo se están llevando con este asunto de comprar inteligentemente para salir lo menos posible de casa? Por eso, como hemos estado haciendo en post pasados hoy les damos tips para congelar carne, pescados y mariscos de manera exitosa. De seguro que es algo nuevo para todos y a lo que debemos de adaptarnos. Pero, pensar en las compras con anterioridad y conservar alimentos, como congelarlo ...

recetas dulces técnicas culinarias trucos de cocina ...

Has horneado una cantidad considerable de pastel (torta, cupcake, muffin) o tuviste algún festejo y sobro mucho de ese bizcocho y, no sabes cómo se puede conservar fresco. Una forma de hacerlo es congelándolo para que perdure por más tiempo. Así que a continuación te muestro algunos consejos para que se guarde de la mejor manera. Es básico esperar a que se enfríe por completo el producto y post ...

Trucos cómo congelar pan cómo descongelar pan ...

Te explicamos cómo congelar el pan y descongelarlo de manera muy sencilla y en pocos pasos. Esta técnica es muy útil para aprovechar el pan que te haya sobrado en otras ocasiones y que así no tengas que tirarlo a la basura. Para hacer este proceso correctamente, a continuación compartimos contigo algunos consejos que te ayudarán a congelar el pan y que te permitirán que este alimento se conserve e ...

trucos y consejos cuaderno de cocina

Hoy en día, y debido a que el tiempo libre escasea, cocinar diariamente a veces se convierte en una tarea imposible. Congelar es una forma sana de tener la comida lista en poco tiempo y, además, si el proceso de congelación se hace de manera adecuada, los alimentos mantendrán sus nutrientes. Congelar también es una forma de poseer en casa alimentos de fuera de temporada, y de ahorrarnos también di ...

Trucos como congelar carne como descongelar carne

Saber cómo congelar y descongelar la carne correctamente es muy útil si sueles comprar una cantidad de carne que no vas a consumir en un periodo de tiempo corto. Y es que, seguro que más de una vez has aprovechado una oferta en el supermercado o has decidido cargar con más cantidad de carne de lo habitual para evitar volver a ir a la tienda en breve. ¿A que si? En cualquiera de estos casos, para e ...

celiacos ensaladas y entrantes frios legumbres y verduras ...

Hoy no hay receta, pero enseñaros como Congelar Verduras Frescas en casa, os pueda ser de mayor utilidad, dados los tiempos que corren, y si podemos aprovechar ofertas y productos de temporada mucho mejor. Reconozco que soy una enamorada de los mercados y mercadillos, me encanta pasear entre tanto producto fresco, recién traídos del campo, donde se "huelen los sabores" porque para mí, se ...

trucos y consejos ahorro

En plena temporada de setas y hongos, existen dos posibilidades para guardar y conservar una cantidad de lo que hemos cogido:1. Congelar: Una vez limpias, se trocean y se cocinan un poco. Se deja enfriar y se congelan en recipientes herméticos o envasadas al vacío. Cuando las queramos usar, lo mejor es cocinar sin descongelar. 2. Secar: Se limpian y se dejan secar extendidas en una red ...