comunidades

Quiche Lorraine

El quiché es una receta clásica de la cocina francesa y muy fácil.  No os fallará. Ideal para una cena informal o un picnic.

La palabra quiché viene de Küche en el dialecto hablado en la región de Lorena, en el noreste de Francia. El quiché básicamente es una  tarta salada abierta elaborada con masa brisa (masa quebrada) a la que se vierte una salsa batida de nata (crema de leche) fresca   y huevo. La primera referencia escrita del quiché data de 1605. En un principio, el relleno se componía solo de huevos y crema de leche o nata (crema de leche) fresca (en algunas ocasiones queso rallado de gruyer). En el siglo XIX, se le empezaron a añadir pollo, panceta, verduras, etc.   que caracterizan la quiche lorraine  en la actualidad.

8


Ingredientes:

Masa quebrada congelada (en cualquier supermercado la encontraréis)

75 gramos de queso emmental rallado (lo podéis rallar vosotros mismos en casa)

75 gramos de panceta cortada a tiritas de 25 mm

1 cebolla grande

3 huevos

125 ml de nata (crema de leche) para cocinar

mantequilla

3 huevos

sal, pimienta  y aceite de oliva
Preparación:

Precalentad el horno a 180º

Engrasad un molde, de 24-26 cm de diámetro con los bordes ondulados, con la mantequilla y un poco de harina espolvoreada. Colocad la lámina de pasta quebrada u hojaldre, cubriendo todo el molde.  Pinchad la base con un tenedor en varias zonas para evitar que se hinche. Hornead durante 5 minutos y reservad.

Cortad la cebolla en trocitos pequeños y sofreídla en una sartén. Cuando ya casi esté hecha añadid la panceta y le dais unas vueltas. Reservad.

Batid los huevos con la sal y la pimienta. Añadid la nata (crema de leche), el bacon, la cebolla  y  el queso. Batid la mezcla durante 10 segundos.

Volcad la mezcla en el molde con la masa previamente horneada y hornead de nuevo durante 25-30 minutos a 180º. La masa deberá estar doradita y la mezcla por arriba  cuajada y con color.
Nota: Todas las quichés siguen el mismo patrón. Lo único que hay que variar son los ingredientes: jamón de York y queso, champiñones y setas, espinacas y queso de cabra… ahí ya dejáis volar vuestra imaginación. Podéis cambiar, quitar o agregar los ingredientes que queráis. Lo único que no podéis dejar de agregar son los huevos, ya que estos permitirán que tu quiché sea compacto.

¡A disfrutar!

Fuente: este post proviene de COMMEMEMUCHO, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

El bizcocho de plátano es simplemente un bizcocho elaborado con plátano como ingrediente principal y el resto de ingredientes típicos del bizcocho. Lo podemos preparar de muchas maneras: como un bizco ...

No aprendí a preparar croquetas hasta que no aprendí a hacer la salsa bechamel. Van juntas. Cuanto mejor sea la bechamel mejor la base de las croquetas. Además, la bechamel la podéis utilizar para inf ...

¿Creéis que cocinar para uno solo es una pérdida de tiempo? Nada más lejos de la realidad. Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), en 2019 un total de 4.793.700 personas vivían solas en Espa ...

Recomendamos