Minutos de cocina Idea guardada 12 veces
La valoración media de 6 personas es: Muy buena

Dip de boniato y garbanzos

dip de boniato y garbanzos


Tal vez te pase como a mí o tal vez no… pero de un tiempo a esta parte, en muchísimos blogs de cocina, han aparecido recetas de dips: dip de guacamole, dip de quesos, dip de no sé que más… que, en un principio, me dejaron intrigada: ¿qué será eso de DIP? Pues bien, en términos de gastronomía…no es otra cosa que una sencilla salsa.

Si nos fijamos en la traducción del inglés: dip= inmersión, mojar, sumergir,meter, bañar… llegamos a la conclusión que no se refiere a una salsa más o menos líquida y fluida en la que rebañamos pan hasta apurarla,no. Si no que se refiere a una salsa más espesa en la que mojamos o sumergimos algún aperitivo para acompañar.

Este tipo de recetas son estupendas para picoteos. Tienes un plan con amigos en tu casa, preparas 3 o 4 dips de diferentes sabores, sacas unas galletitas saladas o unas tiras de zanahorias para acompañar y unas cervecitas fresquitas… y ya tienes listo el picoteo. Y además, muy saludable.

Puedes combinar infinidad de ingredientes para preparar un DIP, en éste he querido utilizar algo que está ahora en plena temporada: el boniato. 

dip de boniato


Con este post participo en el reto de facilisimo recetas con boniato, propuesto por el blog La cocina de Merche Borjas

INGREDIENTES

250gr. garbanzos hervidos

200 gr. boniato

1 ajo

120 gr. agua

sal

aceite de oliva

1/2 cebolla pequeña dulce

2 cucharadas de vinagre de arroz

1/2 cucharadita de orégano
ELABORACIÓN

Hervir los garbanzos (previamente puestos a remojo) con sal y una hoja de laurel. Dejar enfriar.

Mientras, pelar el boniato y cortarlo a cuadrados. Ponerlo en un cacharro para horno junto con el ajo sin pelar y una pizca de sal. Hornear unos 20 minutos a 200º.

Escurrir los garbanzos y ponerlos en un recipiente junto con el boniato, el ajo pelado y el agua (yo he utilizado la de hervir los garbanzos). Triturar un poco, que se vayan triturando los ingredientes.

Añadir ahora como 2 cucharadas de aceite de oliva y 1/2 cucharadita pequeña de sal. Continuar triturando hasta conseguir una mezcla homogenea.

Cortar la cebolla muy fina a cuadraditos. Ponerla a macerar con el orégano y el vinagre, como unos 15 minutos.

Añadir la cebolla (escurrida) a la mezcla de garbanzos y boniato. Remover bien y volcar en un bol.

Taparlo con film y dejar enfriar en el frigorífico.

Acompañar con unas crackers o con lo que prefieras.

Fuente: este post proviene de Minutos de cocina, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Snacks de guisantes

Yo soy de las que les gusta los garbanzos, las habas y los guisantes secos de las típicas bolsas de mezclaillo de frutos secos. Sí, siempre rebusco para comérmelos… y sí, siempre termino con dol ...

Flan de algarroba

¿Has probado utilizar alguna vez la harina de algarroba? Si tu respuesta es no, te cuento un poquito sobre ella. La algarroba es un buen sustituto (u otra opción) del cacao, contiene menos grasa y sod ...

Pastel salado de polenta

Hace unos meses que cambié mi alimentación. Digamos que ahora apuesto por la dieta vegetariana. Y muchos de vosostr@s ahora os estaréis preguntando… ¿vegetariana? si en el post anterior publicó ...

Guiso de ternera y verduras

Estoy segura que este guiso te va a enamorar. Y hablando de enamorar… esta semana es San Valentín! Y quien no se haya enterado todavía es que no es de este planeta… porque mires donde mire ...

Recomendamos