comunidades

LANGOSTINOS EMPANADOS CON COCO ACOMPAÑADOS DE SALSA DE MANGO Y JENGIBRE



Si está escrito en tu destino, tarde o temprano llegará a tu vida.

Al día siguiente tenía un motivo para romper mi rutina, iba a ir al centro a acompañar a mi marido; todo estaba programado cuando leí la noticia: "Javier Moro hace la presentación de su última novela, Mi Pecado, ganadora de la XXII Edición del Premio Primavera 2018". Era el mismo día y a la misma hora que ése compromiso, por lo que decididamente no podía ir con mi marido, tenía que ir a ver a mi admirado escritor.


Allí estaría yo, la primera, sentada esperándole, con mi nuevo libro en la mano, para saludarle una vez más, escucharle y pedirle su autógrafo, tal y como tengo firmada la gran mayoría de su obra literaria en mi biblioteca.


En "Mi Pecado", el genial autor cuenta las peripecias de los españoles que triunfaron en el Hollywood dorado a partir de la historia de la actriz Conchita Montenegro. Javier Moro no sólo ha conseguido narrar la vida de la gran y casi desconocida actriz que enamoró y cautivó al elegante actor inglés Leslie Howard (Lo que el viento se llevó), también describe la vida en ésa urbe de los años 30, los lujos y las vicisitudes, donde las grandes figuras españolas cinematográficas de aquella época se hacían una piña, se reunían incluso para luchar contra la morriña de una España convulsa y dificil. Españoles como Luis Buñuel, Edgar Neville, Jardiel Poncela o el músico Xavier Cugat se citaban los domingos para recordar los sabores y los platos de su tierra; cada uno llevaba algo de comer: croquetas, tortillas....o se reunían en restaurantes de origen español. Cansados quizás de restaurantes de lujo, de sabores exóticos y comidas tan alejadas en aquellos años de principios del siglo XX de la cocina tradicional a la que en definitiva añoraban.

Cuenta Javier Moro que con el fin de recopilar información viajó hasta California, concretamente a Los Ángeles, ciudad de la que guarda gratos recuerdos, ya que vivió allí durante cinco años.

Y de alli, de California, aunque parezca increíble, al igual que la historia de "Mi Pecado", ésta receta tiene su "historia", su origen en Norteamérica ¿Casualidad, destino, historias con detalles en común, escritores, obras de arte literaria, gastronómica.....?

Quien me lo cuenta es también un gran escritor, Jose Alberto Calleja su novela "Confesor" la ha presentado hace pocos meses en la capital malagueña.


Es aquí, donde éste artista no sólo de las letras, también de la alta gastronomía dirige uno de los espacios más interesantes para tapear en el centro de Málaga: KGB


KGB es mucho más que un simple gastro-bar de cocina creativa, es pionera en "democratizar la alta cocina" con su filosofía de "El Chef invitado"; iniciativa que le ha permitido ser galardonado con el premio nacional al "Mejor Profesional del Año" en el marco de Alimentaria y llevar a su equipo a ser finalista en los Hostelco Awards 2018.

Cada mes, visita KGB un chef para realizar dos tapas que mantienen en carta, llegando a pasar por éste ciclo cocineros de la talla de Diego Gallegos (Rest.Sollo, Estrella Michelin), Kisko Garcia (Rest.El Choco, Estrella Michelin), Carlos Caballero, Richard Alcayde y Charo Carmona (Rest.Arte de Cozina) entre otros.

Pero la verdadera estrella, la gran artifice de su cocina, sin lugar a dudas es su esposa: la gran chef Irene Garrido . Ella con su gran trayectora profesional, su arte gastronómico, su experiencia ofrece una visión del mundo y sus platos en KGB.


De su mano, de su buen hacer, se saborean recetas mexicanas, orientales como vietnamitas fusionadas con tradición malagueña, japonesas, coreana, etc. y para mi gratísima sorpresa cuando lo probé, thailandesas. Ahí me terminó de cautivar...porque quienes me conocen saben mi pasión por Thai, siempre thai en mi vida. La receta, unos gambones empanados con coco, acompañados con un delicado chutney de mango.


Lo probé en mi última visita, una noche intensa no sólo llena de aromas, sabores y unos platos excepcionales, sino que conversando con Jose Alberto e Irene, fuimos descubriendo que el destino nos tenía predestinados a encontrarnos, a descubrir que tenemos grandes amigos en común (especial mención al también escritor malagueño Juan Luis Pinto y a Juan Antonio O´donell)....a conocer ésta receta, cuya historia, generosamente nos cuentan: Lo probamos hace muchos años en un Restaurante Polinesio, en San Diego (California), pero Irene quiso hacer un guiño en vez de melocotón, puso mango de la Axarquia de Málaga.




Les dije: tengo que hacerlo en mi cocina...y ni corta, ni perezosa, he hecho ésta versión, intentado recordar los sabores de KGB. Desde éste pequeño rincón malagueño, quiero darles las gracias y desearles que sigan cosechando todos los que se merecen, deleitando a malagueños y visitantes con su cocina, con su alta gastronomía.


¿COMO LO HICE?



INGREDIENTES PARA LOS LANGOSTINOS EMPANADOS:

Langostinos de tamaño grande, una taza de harina de trigo, un huevo, una cucharada pequeña de levadura en polvo, una cucharada pequeña de colorante alimentario, aceite de oliva virgen extra, medio vaso de agua muy fria, sal y coco rallado.


PARA LA SALSA DE MANGO:

Un mango mediano maduro, una cucharada sopera de azúcar moreno, un trozo mediano de cebolla blanca dulce (tipo cebolleta), un diente de ajo, un trozo pequeño de jengibre fresco, media cucharadita pequeña de tabasco, dos cucharadas soperas de salsa de soja, una cucharada pequeña de sal y hojas de cilantro fresco.


LOS PASOS A SEGUIR:

Preparar la salsa, para ello, pelar la cebolla, el ajo y el jengibre, picandolos en trozos pequeños.


Pelar el mango y sacar toda la pulpa.


En una cacerola echar un chorreón de aceite de oliva virgen extra y pochar a fuego lento la cebolla, los trozos de ajo y el jengibre durante unos minutos, sin que se lleguen a dorar.

Añadir el mango,


remover bien e incorporar el azúcar moreno y el tabasco.


A continuación echar la salsa de soja, probar de sal (tengan en cuenta que la salsa de soja aporta salinidad) y dejar pochar durante un minuto sin parar de remover (con cuidado de que no se pegue al fondo del cazo)


Pasarlo por la batidora de forma que quede una crema fina y sin grumos.


Reservar.


En un cuenco echar el huevo y el agua fria batiendo bien ambos ingredientes.


Incorporar la harina poco a poco, sin dejar de batir, el colorante alimentario, la levadura en polvo y sal,


mezclando todos los ingredientes de forma que quede espesa la masa y sin grumos.


Pelar los langostinos, quitándoles la cabeza y la piel del cuerpo (sacar el intestino), dejando solamente la piel de la cola. Colocar el coco rallado en un plato.


Echar abundante aceite en un recipiente y poner a fuego fuerte.

Cuando empiece a humear, ir mojando los langostinos en la masa de forma que queden bien cubiertos y empapados e ir echándolos en el aceite, friéndolos hasta que queden dorados y crujientes.


Sacar con un colador y pasarlos al plato de coco rallado, procurando que quede toda la superficie del langostino emborrizado de coco.


A la hora de presentar, colocar los langostinos en un recipiente, regar sobre ellos la salsa de mango y adornar con hojas troceadas de cilantro fresco.


El destino estaba escrito: nos teníamos que encontrar, que conocer......Gracias por vuestra amista y cariño. ¡¡ Va por vosotros Irene y Jose Alberto !!




Fuente: este post proviene de Blog de carmerosa, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

La cocina no tiene fronteras pero ha de tener raíces (Martin Berasategui). En mis recuerdos aún perduran las imágenes de aquella hilera de casitas blancas y bajas, resguardadas de los temporales por ...

Recomendamos

Relacionado

Chefs y Restaurantes frutas Primeros platos

El humor no tiene límites,, lo tienen que tener las pesonas que practican el humor (Jose Maria Perceval, profesor y filósofo). Si hubo alguien dotado de un ingenio agudo, especial para ése humor especialmente irónico, corrosivo, imaginativo, alocado, anarquista, potenciado por las travesuras de sus dos hermanos Harpo y Chico, que nunca pasará de moda, ése fue Groucho Marx (Groucho tomó su nombre ...

Aperitivos Chefs y Restaurantes Pescados y Mariscos

Quien desee un éxito constante debe cambiar su conducta de acuerdo con los tiempos" (Maquiavelo, siglo XV) Por mi propia experiencia, allá en la década de los años 80 y 90, no sólo como jefe de ventas y responsable de publicidad y marketing al mismo tiempo, de una gran empresa conocida a nivel internacional y distribuidora de productos japoneses, en gran medida valoro ése mundo fascinante del ...

arroz curry fácil ...

Buenos días! Hoy os traigo un arroz con sabor tropical para estas vacaciones. Empecemos con los ingredientes: - 70gr arroz por persona - 8-10 langostinos por persona - 1 mango maduro - salsa picante - hierbabuena / menta - pimienta - curry en polvo Lo primero que haremos será limpiar los langostinos, en mi caso venían congelados y ya pelados pero si son frescos deberíamos pelarlos y, al igual que ...

aperitivos pescados y mariscos

Perder con clase y vencer con osadía, porque el mundo pertenece a quien se atreve, y la vida es mucho mas para ser insignificante (Charles Chaplin). No, no quería concursar, sentía miedo escénico por no poder estar a la altura, por no ser capaz de competir con grandes blogueras cocineras e incluso con grandes profesionales de los medios de comunicación relacionadas con el mundo de la gastronomía c ...

Ensaladas Entrantes y aperitivos ensalada langostinos ...

Se me ocurrió la idea de esta deliciosa ensalada de langostinos y pistachos cuando vi en una estantería de una tienda Gourmet una botella de vinagreta de mango ¡a un precio de morirse!. Pensé que ya buscaría en Internet una receta para prepararla. Lo que hice fue comprar un mango y preparar a mi aire una salsa con mango, vinagre de manzana y un poco de mermelada de piña. Es rápido de hacer, tiene ...

recetas postres crea tu propio menú los fogones de elbullir ...

INGREDIENTES Una hoja de hojaldre precocinado Mermelada de jengibre Un bote de mango en almíbar Un bote de leche de coco Canela molida Semillas de amapola ELABORACIÓN DE TARTA DE JENGIBRE, MANGO Y COCO Se coge la hoja de hojaldre, se desenrolla sin despegar del papel en el que viene y en una bandeja de horno a la que habremos puesto una hoja de papel especial de horno colocandola sobre ella de fo ...

Especial verano

Cosas que en estas vacaciones deben probar como ...algo tropical, dulce, y satisfactorio. El regalo perfecto para resumir mi cuarentena hasta ahora, helado de mango de coco! Estoy seguro de que voy a estar soñando despierto toda esta cuarentena con salir de la casa. Ojalá pudiera vivir en la playa y pasar tardes despreocupado a la espera de la puesta de sol y disfrutar con un helado de mango de c ...

Chefs y Restaurantes

El arte está muy presente en nuestras vidas y en nuestra historia, las ideas que otros tuvieron ejercen una gran influencia sobre nosotros y constituyen una fuente casi inagotable de inspiración. Quienes me conocen bien saben que no me gustan en absoluto los concursos gastronómicos, cuando me lo han propuesto (incluso programas televisivos que me han escrito, e incluso llamado telefónicamente) me ...

general helados yogur de coco ...

Hoy toca cocina sencilla y refrescante. Otra ventaja que tiene es que lo pueden hacer hasta los niños de lo fácil que es. Unos deliciosos polos de mango y coco, sabores refrescante que combinan muy bien entre si. También son una buena idea para que los niños aprendan a valorar la fruta y comerla diariamente. Beneficios: El mango ayuda a disminuir los riegos para el desarrollo del asma por su cont ...

general bizcochos

Aprovechando que han bajado un poco las temperaturas, y se puede poner el horno sin morirse de calor, he preparado este bizcocho que lleva crema de coco que incluía mi última caja disfrutabox. También lleva mango deshidratado que compré en un puestecito en el que vendían pasteles y productos árabes. El bizcocho lleva un vaso y medio de crema de coco Thai Heritage, y unos 100 gramos de mango deshi ...