comunidades

Pudding de Chía y puré de melocotón

¡Comenzamos temporada!

Ya estamos en Otoño, qué bonita palabra... y aunque por aquí sigue haciendo calorcillo, ya es diferente, los días empiezan a acortarse, refresca por las noches... ¡Y las recetas! Las recetas ya van cambiando también, podemos volver a encender el horno sin tanto miedo.



Hoy os traemos una receta pensada para el desayuno. No sé a vosotros, pero a nosotras desayunar siempre lo mismo nos aburre. En verano es diferente, con las vacaciones desayunamos muchos días fuera, y probamos otras cosas. Pero al volver a casa comenzamos de nuevo, y es escuchar la palabra "rutina" y ¡nos echamos a temblar! No hay nada que más nos aburra que hacer siempre lo mismo. Y estaréis con nosotras en que la rutina en la comida es ¡lo peor!



Por eso mismo, estamos empezando a experimentar con el "Pudding de semillas de Chía". Ya los habíamos probado antes en varias ocasiones con fruta y hace tiempo que estas semillas están muy de moda, y no es para menos, tienen muchísimas propiedades buenas para nuestra salud y podemos incluirlas en infinidad de recetas.

INGREDIENTES (para 4 raciones)

- 250 ml de leche de almendras (o cualquier leche que os guste)
- 4 cucharadas soperas de semillas de chía
- 1 cucharada de sirope de ágave
- 4 melocotones
- Agua
- Sirope de ágave al gusto
- Gajos de melocotón para decorar

ELABORACIÓN

1. En un vaso ponemos las semillas de chía, el sirope de ágave y la leche. Removemos con una cuchara, tapamos y dejamos reposar unos minutos. Muchas de las semillas se quedarán en la superficie, así que pasados esos minutos, volvemos a remover con la cuchara, procurando que todas las semillas entren en contacto con el líquido. Lo mejor es dejar reposar toda la noche (al menos 8 horas), pero si se nos ha olvidado podemos dejarlo 30 minutos reposando en la nevera, y listo.

2. Para el puré de melocotón, pelamos y cortamos en trocitos los melocotones, añadimos un poco de agua, dependerá del tamaño de los melocotones que uséis, con unas 4 cucharadas irá bien, lo justo para ayudar a triturar el puré; y con una batidora de mano, trituramos unos segundos, hasta que quede todo homogéneo.

3. Al día siguiente, sacamos nuestro pudding de chía y removemos bien. Podéis añadir un poco más de leche para aligerarlo si lo veis muy espeso. Rellenamos nuestros vasitos individuales hasta la mitad y añadimos encima el puré de melocotón. Decoramos con unos gajos y unas semillas de chía por encima.

4. Si os sobra pudding, volvéis a tapar y guardar en la nevera. Aguantan bien un par de días.





Fuente: este post proviene de Lavanda Cakes, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

¡Feliz noche de Halloween! Como muchos sabéis, esta noche nos encanta. Nos divierte mucho el ambiente que se crea alrededor de este día, la decoración, los disfraces, las fiestas... y como no, ¡las re ...

Recomendamos