Los cerezos en flor Idea guardada 7 veces
La valoración media de 2 personas es: Muy buena

Nectarinas sticky buns:¡bollitos dulces de nectarinas! 



Septiembre llegó y toca volver a la rutina, a las buenas costumbres cómo retomar el curso bloggero con ganas renovadas y con una deliciosa receta que nos recuerda que el verano ha sido maravilloso dejándonos un delicioso sabor gracias a estos Nectarinas Sticky Buns.
Los últimos meses he estado con la nariz metida entre libros y estudiando, sigo en ello, imposible dejarlo, pero lo que no puede ser es dejar relegado a un segundo plano temas que me llenan y me aportan un montón de alegrías y gratos momentos.
Continuar con el blog me llena de energía, buscar recetas, ir a comprar los mejores ingredientes del mercado, prepararlas, pensar en cómo fotografiarlas para sacar su mejor perfil y degustarlas con los míos me apasiona, pero lo mejor viene después, porque no hay nada que me guste más que sentarme frente al ordenador, desconectar de todos los problemas y aquello que me agobia y ponerme a escribir. Es mi momento, ponerme a pensar que os voy a contar, quizá todo sea irrelevante, pero ese gesto de exprimir la uni neurona, exponer sentimientos, sensaciones y experiencias culinarias personales e intentar transmitirlo, es un buen ejercicio para la mente.
Después de tantos meses de inactividad se notan, volver a la rutina siempre cuesta, pero en esta ocasión me lo estoy tomando con muchas ganas. Tengo un montón de recetas pendientes de publicar que he estado preparando estos últimos meses usando esos magníficos productos de temporada que tanto me gustan.
Uno va al mercado y encuentra una variedad de verduras y frutas que no dejarías nada en los puestos. Si pudiera me lo llevaría todo! Los viajes de vuelta a casa no son la alegría de la huerta, pero hay una cosa que me encanta y es parar en esos lugares del camino que conoces bien y sabes que tienen buen material. En la zona de Valence en Francia tienen una huerta de árboles frutales conocida por todo el país por la calidad tan exquisita que tienen. Así que siempre hacemos una parada para ir a comprar y cargar el coche con melocotones, nectarinas, albaricoques, melones y ciruelas. Los quilómetros que quedan para llegar se hacen con un aroma embriagador, no necesitamos ambientadores, y lo mejor, nada refresca más que una buena pieza de fruta para darte la energía suficiente para recorrer los kilómetros que quedan hasta llegar al hogar dulce hogar.



Pues con esos maravillosos nectarinas y melocotones que compramos preparé esta deliciosa receta. Con todos aquellas piezas que empezaban a estar un poco tocadas y no tan bonitos, preparé como una compota dulce que me fue de perlas para rellenar esta masa dulce de pan. Una cobertura de mantequilla bien calórica y obtienes unos bocados difíciles de olvidar. Cómo dice mi hijo, aunque sean una bomba prefiero comer un par y ser feliz que quedarme con una ensalada y estar super fit. Eso lo dice porque el tío es guapo a rabiar y no tiene ni una gota de grasa en exceso, eso no se aplica a mí jajaja. Pero bueno, si te comes uno y luego te vas a caminar un par de horas pasa de largo de las caderas y aquí no ha pasado nada.
La masa que utilicé la tenía congelada, pero igualmente os dejo la receta de esta delicia de masa dulce, en cuanto al relleno os doy vía libre, ahora mismo en los mercados podéis encontrar un sin fin de frutas con hueso que van geniales, ciruelas, albaricoques, cerezas o incluso con higos o manzanas queda también de maravilla.

Cómo acabamos de empezar no quiero aburriros más, vamos a lo que importa que es la super receta de estos sticky buns tan buenos. Buena materia prima, manos limpias, un bol grande y toca hornear!.

INGREDIENTES

Masa dulce

*2 y 1/2 cucharadita de levadura seca de panadero
* 3/4 taza de leche tibia
* 110g mantequilla
* 2 huevos grandes
* 1/4 taza azúcar
* 2 cucharaditas de extracto de vainilla
* 1 limón
* 4 y 1/2 tazas de harina semi fuerza
* 1/2 cucharadita de sal
* 1/4 cucharadita de nuez moscada

Relleno

* 500g nectarinas o melocotones frescos
* 3 cucharadas de azúcar moreno
* una pizca de sal
* 1/2 cucharada de canela molida
* 1 cucharadita de extracto de vainilla
* 1 cucharada de maizena
* 25g de mantequilla
* un chorrito de licor de melocotón

Glaseado de mantequilla

* 100g mantequilla
* 200g azúcar moreno
* 1 y 1/2 cucharada de miel
* pizca de sal
* 1 cucharadita de extracto de vainilla
* 100g de nueces picadas



ELABORACIÓN

1. Para hacer la masa dulce clicar aquí para ver su elaboración en la receta de Lemon sticky buns.

2. Preparar el relleno: pelar y trocear la fruta retirando el hueso. Mezclar con la pizca de sal, la canela, el azúcar y la maizena. En una cazuela deshacer la mantequilla e incorporar la fruta, dejar caramelizar durante cinco minutos, se va a deshacer, con la ayuda de una cuchara de madera podemos ir rompiendo aquella fruta que aún se encuentre entera, dejar un par de minutos más al fuego. Retirar, unir la vainilla y el licor, mezclar bien y dejar enfriar, puede reposar toda la noche en la nevera.

3. Extender la masa dulce formando un rectángulo, extender el relleno frío en el centro (dejando 1/4 taza para el glaseado) enrollar formando un cilindro bien prieto, pinchar los extremos para que no se escape el relleno y cortarlo en diez porciones del mismo tamaño. Colocarlos en un molde de muffins previamente enmantequillados, con papel de horno en la base y azúcar en las paredes del molde. Tapar con papel film y dejar levar 1 hora a temperatura ambiente en un lugar sin corrientes de aire hasta que doblen su volumen.

4. Mientras levan preparar el glaseado; en un cazo hondo derretir la mantequilla a temperatura alta, unir el azúcar moreno, la miel y la sal, llevar a ebullición. Retirar del fuego e incorporar la vainilla y el relleno de nectarina reservado, mezclar bien.

5. Una vez levados los rollitos, retirar el papel film, calentar el horno a 190°C y cuando tengamos la temperatura ideal introducir la bandeja y hornear los rollitos unos 25-30 minutos, rotando la bandeja a la mitad del tiempo para que tengan un horneado igualitario. Cuando estén dorados retirarlos del horno y dejarlos enfriar durante unos minutos. Con la ayuda de un cuchillo, despegar los bollitos de los moldes en el caso de que se hayan quedado adheridos y retirarlos del molde con guantes porque están realmente muy calientes!. Colocarlos en una rejilla con un plato debajo pues vamos a bañarlos con la glasa caliente. Pondremos la mitad, repartiremos las nueces picadas por encima y volveremos a bañar con el resto del glaseado. Os sobrará glaseado, ningún problema, aguanta bien en la nevera para usarlo sobre alguna tarta o unas muffins.

Una receta para los más golosos de la casa, no es difícil de hacer, y si no tenéis ganas de usar una masa levada, os digo que con hojaldre comprado también queda de lujo, eso sí, en caso de glasearlos se deben comer enseguida, de lo contrario el hojaldre no quedará tan crujiente. Qué os aproveche!

Fuente: este post proviene de Los cerezos en flor, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Bollos de mosto

En nuestra última visita a tierras alsacianas coincidió con la recogida de la uva así que no podía pasar más tiempo sin preparar estos deliciosos Bollos de Mosto con todas las uvas que compré. Soy muy ...

Pastel de higos frescos

Antes de que los higos desaparezcan de los mercados os traigo éste delicioso Pastel de Higos frescos perfecto para una tarde con un buen café. Siempre que veo una receta con higos a mi libreta de nota ...

Etiquetas:

Recomendamos