comunidades

Patatas revolconas de Ávila: una tapa de 10




Introducción:

En ocasiones no es necesario emplear ni mucho esfuerzo ni muchos ingredientes para obtener una tapa de 10 tan rica, clásica y llena de sabor con aires abulenses como son estas fantásticas "Patatas Revolconas" con su sabor ahumado del pimentón, su regusto a ajo frito y su crocantes y sabrosos torreznillos lo único que necesitarás para llegar al cielo será una cerveza o un buen vino. Adelante por que esto se va a poner muy interesante.



En origen, como casi todos los platos regionales, estas "Patatas Revolconas" eran un plato humilde compuesto por un puré de patatas especiado con pimentón y al que se le añadían trozos de carne frita de la matanza. La evolución culinaria ha elevado a este plato al top ten de tapas preferidas en nuestro país y eso será por algo. ¿Quieres averiguar la razón? Continua leyendo.

Información nutricional por 100gr:

382 Calorías

24,6gr de Grasas

10,25gr de Hidratos de Carbono

0,98gr de Proteínas

Alérgenos e intolerancias:

Cumpliendo unas normas básicas de higiene sin alérgias ni intolerancias reseñables.
Rendimiento, Tiempos, Coste y precio de venta:

Numero de Raciones: 2 cazuelas de patatas revolconas

Tiempo de Preparación: 15 minutos

Tiempo de Cocción: 25 minutos

Dificultad: Fácil

Coste por Ración: 0,50€/pax

Precio de Venta al Publico:1,50-2€/pax

Ingredientes:

3 patatas grandes

1 cebolla blanca

3 dientes de ajo

3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

1 cucharadita de pimentón picante

200gr de Panceta ahumada o morro o alguna carne de matanza del cerdo

2 vasos de aceite de girasol para freír

Sal gorda

Elaboración:

pelamos y lavamos las patatas, las cortamos en cachelos y las ponemos a cocer con sal gorda y la cebolla blanca pelada y cortada en cuartos unos 20 minutos.

En una sartén aparte ponemos el aceite de oliva y doramos los ajos, sofreímos el pimentón y reservamos.

Cuando las patatas estén cocidas las aplastamos con un tenedor, al igual que con la cebolla, las mezclamos y las salteamos con el aceite de ajo y pimentón que teníamos preparado con anterioridad, sazonamos al gusto.

La panceta la cortamos en trocitos pequeños y la freímos a baja temperatura hasta que esté bien dorada y crujiente (a unos 160ºC), la escurrimos y la sazonamos.

Ponemos las patatas en una cazuela de presentación y esparcimos sobre estas los torreznos de panceta, podemos espolvorear un poco de un buen pimentón sobre estas y sólo nos resta servirlas acompañadas de unas cervecitas o de un buen vinito y disfrutarlas con una buena conversación y la mejor compañía.

Fotos:








Notas, Consejos y Sugerencias:

Cualquier carne de matanza apta para freír es buena para este plato.

Es muy fácil y rápido por lo que no la hagáis con mucha antelación, es mejor tenerlas hechas casi al momento.

Fuente: este post proviene de Sergio Benito Recetas, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos