comunidades

Bulgur con setas y queso feta

Yotam Ottolenghi me ha descubierto varias productos que no conocía, como son las especias sumac (que ahora le echo a todas mis tostadas matutinas) y za’atar, y el bulgur. Este último es un alimento preparado a partir del trigo, ingrediente principal para preparar tabulé en muchos países de oriente medio. Se cocina igual que el arroz pero con el doble de volumen de agua que de bulgur, y el tiempo de cocción varia entre los 5 y 20 minutos en función del tipo de grano. Se puede utilizar en cualquier plato que se prepare con arroz.

INGREDIENTES (para 2 personas)
bulbur setas feta


150 g de trigo bulgur

Sal y pimienta negra

250 ml de agua hirviendo

3 cucharas de aceite de oliva

1 cebolla en tiras finas

1 diente de ajo, pelado y machacado

1 cucharadita de semillas de comino

400 g de champiñones o setas, cortados en rodajas de 4 a 5 mm de grosor

1 cuchara de hojas de perejil

2 cucharadas de vinagre balsámico

60 g de queso feta, partido en trozos de 1-2 cm

1 cucharilla de chile laminado
RECETA

Enjuaga bien el bulgur, pon en un cazo grande y agrega un cuarto de cucharadita de sal y una buena dosis de pimienta recién molida.

Vierte el agua, tapa con film o una tapa lo más hermética posible y déjelo en remojo durante 20 minutos, hasta que el líquido se absorba y el bulgur esté suave. Retira el exceso de líquido. También se puede cocer y estaría listo en menos tiempo aunque no es necesario para esta receta.

Mientras tanto, calienta dos cucharadas de aceite en una sartén grande a fuego medio-alto, y  sofríe la cebolla y el ajo durante siete u ocho minutos, hasta que estén suaves y caramelizados.

Incorpora la mitad del comino, fríelo por un minuto o dos, hasta que esté dorado y reserva.

Vierte el resto del aceite en la misma sartén, calienta a fuego alto y fríe los champiñones y un poco de sal durante 6 a 7 minutos, removiendo con frecuencia, hasta que los champiñones se doren y se ablanden.

Agrega el perejil y el comino restante, removiendo continuamente, durante un minuto,

Baja el fuego a medio, incorpora el vinagre balsámico y cocina por 30 segundos: debe reducirse a prácticamente nada.

En este momento el bulgur debería estar listo. Incorpora a la sartén junto con la mitad de la cebolla, la mitad del queso feta y la mitad del chile, hasta que esté caliente.

Retira la sartén del fuego. Coloca el bulgur y los champiñones en un plato grande, espolvorea el resto del queso feta, la cebolla, el perejil y la pimienta. Termina el plato con un chorrito de aceite de oliva extra y sirve.
Fuente: este post proviene de Adaptaciones Culinarias, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Estaba esperando  que aparecieran las primeras granadas para preparar toda una serie de recetas que tengo guardadas con este ingrediente. En mi casa, mi padre y mi tío la añadían a las migas; siempre ...

Recomendamos